lunes, 4 de agosto de 2008

QUIERE VIVIR MAS? CORRA, CORRA Y CORRA...

PERU 21 DICIEMBRE 24, 2008

Apenas algunos kilos de más elevan el riesgo de una insuficiencia cardíaca

Investigadores estadounidenses afirman que no es necesario que una persona sea obesa para sufrir complicaciones con el corazón, en especial si pasa de los 50 años.

Reuters. Incluso unos kilos de más pueden aumentar el riesgo de insuficiencia cardíaca, según un estudio publicado esta semana que calculó los peligros para el corazón de ser “regordete” pero no obeso.

Es en cierta medida sorprendente que la obesidad vuelva a una persona mucho más apta para desarrollar insuficiencia cardíaca, una condición letal en la cual el corazón no puede bombear suficiente cantidad de sangre al resto del cuerpo.

Los investigadores que evaluaron la salud de 21.094 médicos estadounidenses durante dos décadas hallaron que aún aquellos que tenían apenas un modesto sobrepeso corrían más riesgo, que aumentaba con la cantidad de kilos de más.

En los hombres que medían 1,8 metros, cada 3,2 kilos de exceso de peso el riesgo de insuficiencia cardíaca trepaba en promedio un 11 por ciento en los siguientes 20 años, escribieron los expertos en la revista Circulation.

El promedio de edad de los hombres al inicio del estudio era de 53 años. Durante la investigación, 1.109 de ellos desarrollaron insuficiencia cardíaca.

En general, el riesgo de desarrollar la enfermedad aumentaba un 180 por ciento en los hombres obesos según su índice de masa corporal (IMC de 30 o más) y un 49 por ciento en los participantes con sobrepeso (IMC de 25 a 30).

La insuficiencia cardíaca congestiva genera 300.000 muertes al año sólo en Estados Unidos.

La enfermedad arterial coronaria y la hipertensión pueden dejar al corazón muy débil como para bombear la sangre de manera eficiente.

El equipo del doctor Satish Kenchaiah, del Brigham and Women’s Hospital en Boston, también observó cómo la actividad física afecta el riesgo de insuficiencia cardíaca y halló que incluso ejercitar vigorosamente una a tres veces por mes, lo cual es muy poco, disminuía un 18 por ciento ese peligro.
___________________________
EL COMERCIO DICIEMBRE 17, 2008

Uno de cada cinco niños de Lima y Callao padece problemas de obesidad

8:20 | Hay poca e inadecuada actividad física, revela estudio sobre perfil nutricional en alumnos de Primaria. En los colegios privados se presentan más casos de sobrepeso

Por Carlos Necochea Flores

La obesidad infantil en el Perú ya es un problema de salud pública. Así lo señalan representantes del Instituto de Investigación Nutricional en base a un estudio realizado en niños que cursan entre el tercero y sexto grados de primaria de 80 colegios de Lima y Callao. Se encontró que uno de cada cinco niños presenta problemas de obesidad.

La investigación advierte, además, que existen más pequeños con sobrepeso en colegios privados. "Se halló que dos de cada tres niños obesos asisten a escuelas privadas. En total, el 15,5% de niños evaluados presentaba algún grado de obesidad", revela el "Perfil nutricional en escolares de educación primaria en Lima y Callao".

Otro aspecto que revela la investigación del Instituto de Investigación Nutricional (IIN), que preparó con apoyo del Instituto Internacional de Ciencias de la Vida (ILSI, por sus siglas en inglés), es la escasa cantidad de niños que realizan adecuada actividad física.

"Solo uno de cada cien niños alcanzó un nivel bueno de actividad física. La mitad realiza muy poca actividad durante el día y las niñas se ejercitan menos que los niños. Ello revela que en los colegios hay muy poca actividad y estímulo a la educación física. Los niños de escuelas privadas realizan menos actividad física y presentan mayor número de casos de obesidad infantil", afirmó la doctora María Liria Domínguez del IIN.

La actividad física por nivel socioeconómico se manifiesta, de acuerdo con el documento, por una mayor actividad en niños de estratos bajo y muy bajo. "Los niños de escuelas públicas caminan más que los de privados y destinan mayor tiempo a juegos recreativos y menos tiempo a actividad mínima o descanso", advierte el revelador documento.

La doctora Liria afirma que el perfil evaluó a 1.766 niños de 80 escuelas privadas y públicas de Lima y Callao y, entre otros indicadores, se encontró que los pequeños con menos hermanos y mejor nivel socioeconómico tienden más a tener sobrepeso, mientras que en hogares con menos ingresos los niños tienden a tener menor sobrepeso.

El informe revela también que el 13,7% de niños muestra algún grado de anemia y que los niños con mayor sobrepeso tienen madres con un índice de masa corporal mayor al promedio ", dijo la nutricionista.

PUNTO DE VISTA
Falta ejercicios en los niños*
El presente estudio sobre la actividad física en niños muestra en forma alarmante que menos del 1% de los menores realizan actividad física. Asimismo, demuestra que el sedentarismo es más frecuente en los colegios privados y con nivel socioeconómico alto.

Este estudio debe ser conocido por las autoridades sanitarias y educativas con la finalidad de implementar programas de intervención dirigida a padres, profesores y a la comunidad en general. El objetivo debe ser fomentar la actividad física en los niños tanto en el hogar como en el centro escolar. Los ejercicios son de suma importancia porque ayudan a evitar enfermedades coronarias, diabetes, cáncer.

Se debe propiciar estilos de vida saludables tanto en la población adulta como en los niños, reduciendo las horas de televisión, juegos de Internet y fomentando el menor consumo de carbohidratos y grasas saturadas. Asimismo, hay que propiciar el mayor consumo de fibras, frutas y agua.
* DR. ARTURO VILLENA PACHECO. Endocrinólogo
______________________
El Peruano 10 10 08

OBESIDAD. ATACA AL 26% DE HOMBRES Y AL 24% DE MUJERES
Cuidado con esos kilos extras

- Duplica riesgo de infartos cardíacos y derrames cerebrales
- Despistaje gratuito sensibilizará a población para llevar una vida sana
Walter Carrillo Sánchez
wcarrillo@editoraperu.com.pe

En el país, el 26% de los varones presenta obesidad y en las mujeres ataca al 24%, existiendo una mayor prevalencia en las poblaciones de Piura (36.7%), Lima (22.8%), Huaraz (18.3%) y Tarapoto (17%), alertó la presidenta de la Asociación Peruana de Estudio de la Obesidad y Artereoesclerosis (APOA), Gloria Larrabure.
Considerada la epidemia del siglo XXI, la especialista manifestó que a escala mundial la obesidad estaba en aumento. “Esta enfermedad duplica el riesgo de presentar hipertensión arterial, infartos cardíacos, derrames cerebrales, así como diabetes y otras enfermedades”, señaló

Dijo que la obesidad era el primer eslabón de una cadena que conducía a la muerte por enfermedad cardiovascular a través de la ateroesclerosis, que se encuentra desde el inicio acompañado por la obesidad.

En su opinión, la obesidad era una enfermedad que se debía diagnosticar de manera temprana, tratarla y prevenirla con el objetivo de reducir o evitar las enfermedades que genera.
La falta de actividad física, la alimentación rica en grasas y azúcares, antecedentes familiares con esta enfermedad, así como problemas endocrinos, son factores condicionantes para la aparición de la obesidad.

“El problema que hay en nuestro país es que no existe una cultura alimenticia; por tanto, las personas no saben alimentarse y, en consecuencia, tienen una mala nutrición por deficiencia o por exceso en la ingesta de comidas”, sostuvo.
Manifestó que no existen “píldoras milagrosas“, ni “dietas mágicas” para combatir la obesidad. Sólo se requiere de un plan nutricional balanceado, evitar el sedentarismo, así como normas de comportamiento y corrección de los trastornos de la conducta alimenticia si los hubiera. “Es importante educar a las personas con sobrepeso u obesidad, a las que creen tenerla y a las que pueden padecerla”, señaló.
Campaña gratuita

Para sensibilizar a la población a tener una alimentación sana y hábitos de vida saludable, la APOA realizará, este sábado 11, la campaña gratuita de despistaje de sobrepeso, obesidad, hipertensión arterial y diabetes mellitus en la Clínica de la Mujer.
Larrabure Torrealva dijo que con el lema “Mide tu cintura, mide tu riesgo cardiovascular” médicos endocrinólogos detectarán por intermedio de medición antropométrica los estados nutricionales de sobrepeso y obesidad.

Asimismo, la campaña gratuita servirá para detectar y prevenir tempranamente algún problema cardiovascular o la diabetes. También se determinarán los niveles de presión arterial y el nivel de glucosa (azúcar) en la sangre en las personas que participen en esta actividad.

La campaña, dirigida a varones y mujeres de distintas edades y especialmente a aquellas que tienen exceso de peso, se realizará en la Clínica de la Mujer, ubicada en la avenida San Borja Sur 285, San Borja, de 8.00 a 11.00 horas.
Esta campaña se hace con motivo de celebrarse el Día Latinoamericano de la Obesidad y con la finalidad de sensibilizar a la población con respecto a la importancia de tener una vida saludable.
__________________
TROME 09 de octubre de 2008

Muere hombre más gordo del mundo

Uno de los hombres más gordos del mundo, con 450 kilos de peso, falleció debido a complicaciones de salud en el Hospital Metropolitano de México.

José Luis Garza Ramírez (47) fue sacado de su casa con el apoyo de elementos de Protección Civil de Juárez. "Tuvimos que romper la pared, abrir un boquete de una ventana para poder sacar la cama y subirlo a una camioneta abierta", dijo Armando Morales, que dirigió la operación. Explicó que 'lamentablemente' cuando llegaron al hospital, Garza Ramírez ya no presentaba signos vitales.

El hombre sufría desde hace días de insomnio, dolores de estómago y apenas comía, ya que vomitaba todos los alimentos que ingería.
"Él padecía de diabetes, tenía problemas de corazón, con los pulmones y riñones porque retenía agua", precisó.

Familiares de quejan
En su funeral, los familiares criticaron a las autoridades estatales por no llevarlo a un hospital, antes de que entrara en estado crítico.
"Si se hubiera dado el apoyo en el momento en que se pidió, él todavía estaría con nosotros", dijo su hermano Pedro.

Garza Ramírez era uno de los hombres con mayor peso del mundo, seguido de Manuel Uribe, que llegó ha ser considerado como una de las personas más gordas del planeta con un peso de 560 kilogramos, de los cuales ya logró bajar entre 230 y 250 kilos.
Recientemente, el occiso había solicitado el apoyo de Uribe para bajar de peso, pero su situación se agravó tras la pérdida de sus padres.
_______________________
COMERCIO 17 de septiembre de 2008

SALUD. A MÁS EDAD, MAYOR RIESGO
Dolor en piernas alerta sobre coágulos mortales

Lanzan campaña en EE.UU. para que médicos y pacientes conozcan los riesgos. Se debe evitar que las piernas estén sin movimiento durante mucho tiempo

WASHINGTON [AP / EL COMERCIO]. Numerosas personas mueren por coágulos que pueden encubrirse en simples dolores de piernas, señalaron autoridades en una nueva campaña que busca hacer que los médicos y los pacientes reconozcan esta emergencia oportunamente.

"Es un asesino silencioso, es difícil de diagnosticar", dijo el doctor Steven Galson, subinspector de sanidad estadounidense. "No creo que la mayoría de las personas entienda que se trata de un problema de salud serio o lo que se puede hacer para prevenirlo", dijo.

Parte del asunto son los coágulos con nombres complicados. Una trombosis venosa profunda se forma principalmente en las venas de gran tamaño, generalmente de la pierna al muslo. Este tipo de coágulo puede causar la muerte rápidamente si se desplaza hacia los pulmones, donde se convierte en un tromboembolismo pulmonar.
Estos coágulos explican los casos en que personas aparentemente saludables colapsan después de vuelos de avión largos o de estar en lugares estrechos sin posibilidad de moverse.

Hay múltiples factores de riesgo y detonantes: cirugías recientes o fracturas, caídas o choques automovilísticos, embarazos, el uso de píldoras anticonceptivas, hormonas para la menopausia y estar inmóvil por períodos largos. El riesgo aumenta con la edad, en especial después de los 65 años y entre la gente que fuma o es obesa.

Otras personas tienen una susceptibilidad genética que no causa síntomas pero incrementa su riesgo, lo que hace esencial que se informe a los médicos si algún pariente ha padecido este tipo de coágulos.

SÍNTOMAS
Las personas con estos factores deberían tener un margen muy pequeño de resistencia para llamar al médico o incluso asistir a una sala de emergencias si tienen síntomas de un coágulo, dijo Galson, que exhortó a la acción para tener una mejor educación tanto en los pacientes como en los doctores, además de una mayor investigación.
Los síntomas de los coágulos incluyen inflamación, dolor (en especial en la pantorrilla), aumento de la temperatura en un punto de la pierna, coloraciones rojas o falta de color en parte de la piel de la pierna, insuficiencia respiratoria o dolor al respirar profundamente.

Se habla de casos en que los médicos están mal informados. Los estudios sugieren que una tercera parte de los pacientes que necesita diluyentes sanguíneos para su protección no los recibe cuando se los hospitaliza para ser operados.
¿Qué hacer durante los viajes largos?
Lo más recomendable es levantarse y caminar por lo menos tres veces durante un viaje largo. Además es importante empinarse para poner en funcionamiento las pantorrillas, que operan como válvulas de las venas.

Ricardo Escalante, director médico de Resocentro, recordó que el mayor factor de riesgo lo tienen los fumadores, los diabéticos, los obesos, los que padecen várices y las personas sedentarias. Todos ellos pueden terminar en casos de trombosis, advirtió.
_____________________
AFP - 12.8.2008 00:06

El ejercicio es eficaz contra el envejecimiento y para vivir más tiempo

El ejercicio, como correr regularmente, parece ser el método más eficaz para luchar contra los efectos del envejecimiento y vivir más tiempo, confirmó el lunes un estudio realizado durante un cuarto de siglo sobre personas de más de 50 años en Estados Unidos.

Las personas de edad que corren de forma regular desde hace varios años sufren menos minusvalías, tienen una vida activa más larga y reducen en 50% su riesgo de morir antes que aquellas que son inactivas, concluyeron médicos de la facultad de medicina de Stanford en California (oeste).

Estos investigadores comenzaron a seguir en 1984 a 538 personas de 50 años y más que corrían varias veces por semana, y las compararon con un grupo testigo sedentario de la misma magnitud, según el estudio publicado en el Journal of Internal Medicine.

"Nos sorprendió porque los beneficios del ejercicio resultaron más importantes de lo que anticipábamos", indicó el doctor James Fries, profesor retirado de medicina de la Universidad de Stanford y principal autor de estos estudios.

Los investigadores usaron las estadísticas nacionales de mortalidad para determinar los decesos entre los participantes del estudio. Calcularon que 19 años después del inicio de la investigación, el 34% del grupo de sedentarios había fallecido, contra solo 15% del grupo que realizaba ejercicio regularmente.

Además, los que corrían regularmente comenzaron a sufrir minusvalías físicas debido a la edad 16 años más tarde que los inactivos.

"De lejos, los sujetos que corren se mantuvieron con buena salud", resumió Fries, de 69 años, él mismo corredor ferviente.

Correr retrasa no solamente la aparición de minusvalías sino que la distancia entre el estado de salud de los que corren y los sedentarios se incrementa con el tiempo, según los autores del estudio.

El médico también se manifestó sorprendido porque aquellos que corren siguen disfrutando de una mejor salud que los sedentarios cuando se vuelven nonagenarios.

Esta diferencia se explica probablemente por el índice de masa corporal menor de aquellos que realizan ejercicio así como por hábitos de vida más sanos en general, explicó.

Como era de esperar, correr regularmente reduce la mortalidad vinculada a las enfermedades cardiovasculares, pero otros estudios también mostraron un vínculo con una disminución de los decesos prematuros debidos al cáncer, enfermedades neurológicas e infecciosas.

Los sujetos de la investigación, la mayoría de los cuales son actualmente septuagenarios u octogenarios, respondieron anualmente a cuestionarios sobre su capacidad para efectuar tareas cotidianas como caminar, vestirse, lavarse, levantarse de una silla y agarrar objetos.

Al principio del estudio, el grupo que practicaba ejercicio corría en promedio unas cuatro horas por semana; 21 años después, lo hacía solamente 76 minutos semanales, pero los efectos benéficos para su salud se mantenían.

En el inicio de la investigación, una de las más largas realizadas sobre los efectos del ejercicio físico sobre el envejecimiento, algunos de estos investigadores temían que la locura de la época por el "jogging" en Estados Unidos provocara a largo plazo una gran cantidad de problemas de articulación.

Pero estas predicciones no se cumplieron. Fries y sus colegas publicaron un estudio complementario, en el "American Journal of Preventive Medicine" de agosto, que muestra que no hubo incrementos de casos de artrosis, afección articular crónica, en las personas de tercera edad que habían corrido regularmente.
_________________________________
EL COMERCIO 13 de agosto de 2008

INVESTIGADORES SIGUIERON A CIENTOS DE CORREDORES DESDE 1984
Actividad física regular puede alargar sus expectativas de vida

Según estudio, el ejercicio es básico para mantener la buena salud. Recuerdan que se puede empezar a cualquier edad y que protege de lesiones

WASHINGTON [REUTERS]. Las personas que quieran vivir una larga y saludable vida quizás deban optar por comenzar a correr. Un estudio publicado esta semana demuestra que los miembros de mediana edad de un club de atletismo tenían la mitad de posibilidades de morir durante un período de 20 años que las personas que no corrían.
Correr redujo el riesgo no solo de sufrir una enfermedad cardíaca, sino cáncer y enfermedades neurológicas como Alzheimer, según científicos de la Universidad de Stanford en California.

ACTIVIDAD ES FUNDAMENTAL
"Diecinueve años después, el 15% de los corredores había muerto en comparación con el 24% de los que componían el grupo de control", escribieron la doctora Eliza Chakravarty y sus colaboradores en "Archives of Internal Medicine".

Cualquier tipo de ejercicio activo probablemente desemboca en los resultados deseados, según el doctor James Fries, de Standford, quien trabajó en el estudio. "Tanto el sentido común como la ciencia de referencia apoyan la idea de que no hay nada mágico en correr de por sí", dijo Fries en una entrevista telefónica. "Es la actividad física regular lo que es importante", apuntó.

EL ESTUDIO
El equipo supervisó a 284 miembros de un club de atletismo nacional y 156 personas similares y sanas como grupo de control. Todos eran personal de la facultad y tenían antecedentes sociales y económicos similares, y todos tenían 50 años o más.
Desde 1984, cada voluntario rellenó una encuesta anual sobre frecuencia deportiva, peso e incapacidad para ocho actividades: ponerse de pie, vestirse y asearse, higiene, comer, andar, alcanzar, agarrar con la mano y actividades físicas rutinarias.

La mayoría de los voluntarios hacían algo de ejercicio, pero los corredores se ejercitaban hasta 200 minutos a la semana, en comparación con los 20 minutos de los no corredores.
Al principio, los corredores eran más delgados y menos propensos a fumar en comparación con el grupo de control. Y se ejercitaron más a lo largo de todo el período de estudio en general.

"Con el tiempo, todos los grupos redujeron su actividad corredora, pero el grupo de corredores continuó acumulando más minutos a la semana de actividad de todos los tipos", escribieron los científicos.
"Los miembros de los grupos de corredores tenían niveles de incapacidad significativamente menor en todo el estudio", añadieron.

IMPORTANTE A TODA EDAD
El equipo también trató de responder si comenzar a correr con una edad avanzada beneficiaría y si las personas que dejaron de ejercitarse comenzaron a pagar un precio cuando se hicieron mayores.

La mayoría de los corredores dejaron de correr siendo septuagenarios, dijo Fries, pero fue difícil encontrar a personas que dejaran el ejercicio totalmente. "Casi todos ellos hacían algo más. Continuaron con su ejercicio", indicó.
Las personas que comenzaron a hacer ejercicio cuando eran mayores también mejoraron su salud, manifestó.

El estudio también mostró que la excusa del riesgo de lesión no sirve para no correr: los corredores sufrieron menos lesiones de todos los tipos, incluyendo en las rodillas.

Cuidado con el sobrepeso de invierno
Caminar o hacer ejercicios durante 30 minutos y tomar un promedio de dos litros de agua, sin azúcar, a diario ayuda a combatir el sobrepeso. Así lo aseguró la Dirección de Salud (DISA) IV Lima Este del Ministerio de Salud.

Mediante una nota de prensa, esta dependencia indicó que debido al descenso de las temperaturas las personas suelen ingerir más grasas y carbohidratos, por lo que recomiendan la actividad física constante para eliminar toxinas y mejorar la circulación sanguínea. Todo esto se debe complementar con la ingesta de hasta 8 vasos de agua al día para rehidratar el organismo.

Los especialistas de la DISA IV recuerdan que la dieta debe ser balanceada y saludable, compuesta por proteínas (carnes blancas y rojas), carbohidratos (cereales, menestras y tubérculos), grasas insaturadas y muchas frutas y verduras.
Asimismo, recomiendan evitar las dietas rigurosas y acudir a nutricionistas para recibir la orientación adecuada y elaborar un plan de alimentación personalizado de acuerdo con sus requerimientos nutricionales.
______________________
COMERCIO 08 de agosto de 2008

Obesos y famélicos
Maneras de vivir. Los abatidos por el hambre apenas si ocupan lugar en nuestra atención. Se mueren en silencio
Por Rosa Montero

Lo dice el escritor angloindio Raj Patel en su curioso e interesante ensayo "Obesos y famélicos" (Los Libros del Lince, editores): hoy se producen más alimentos que nunca, pero 800 millones de personas se mueren de hambre. Y, como contrapartida a esta cifra de vértigo, otro dato pasmoso y además absolutamente nuevo en la historia de la humanidad: mil millones de personas, es decir, una de cada seis, sufren sobrepeso. Ambos extremos, tanto el exceso como la carencia, son dramáticos.

Los obesos mórbidos se destrozan la salud y a menudo la vida; en cuanto a los famélicos, se mueren de verdad, literalmente: hay 25.000 fallecimientos al día por desnutrición, incluyendo un bebe cada cinco segundos. Una catástrofe planetaria constante que nos las apañamos para ignorar. Imaginen un huracán, unas inundaciones, un terremoto que matara a 750.000 personas en un mes.

Sería un asunto imponente, una tragedia que iría en la primera página de los periódicos y que originaría campañas urgentes de socorro para enviar alimentos y dinero. Pero los individuos abatidos por el hambre apenas si ocupan lugar en nuestra atención. Se mueren en silencio, discretamente, cientos de miles cada mes, encerrados en sus humildes casas o en sus chozas, sin fuerzas para protestar, abandonados. Son unas víctimas muy cómodas.

Hay algo obviamente desquiciado y enfermo en un mundo que, por un lado, revienta de grasa innecesaria y, por otro, permite el lento, aterrador tormento de la muerte por inanición. Y lo peor es que la perversidad del asunto va mucho más allá de la mera paradoja entre gordos y flacos. El pasado 31 de enero salió una noticia en "El País" que hablaba del desmantelamiento en India de una red ilegal de tráfico de riñones. Unas 500 personas, la inmensa mayoría gente pobre, habían sido operadas a la fuerza o con engaños y se les había extraído un riñón. En algunos casos las intervenciones fueron consentidas y los donantes vendieron sus órganos por unos 800 euros, aunque luego los traficantes cobraban por ellos entre 17.000 y 34.000 euros.

Las operaciones se llevaban a cabo en un quirófano clandestino a 30 kilómetros de Nueva Delhi, y los compradores eran indios ricos, pero también clientes extranjeros, de Arabia Saudí y de Estados Unidos, de Canadá, del Reino Unido o Grecia. Pues bien, este negocio atroz de menudillos humanos es un mercado en alza: la demanda mundial de riñones se eleva de manera constante en los países ricos, porque el inusitado aumento de la obesidad está provocando muchos trastornos renales. Y así se cierra el círculo de este cuento de horror que parece salido de una pesadilla infantil, con ogros sacamantecas que sorben las entrañas de los desvalidos.

Por desgracia, la clausura de ese quirófano clandestino no supone el fin de la venta ilegal de órganos. Raj Patel cuenta en su libro que en los países pobres hay muchos agricultores famélicos que venden sus riñones, e incluso todo su cuerpo a pedacitos, por cuatro perras; y en concreto menciona la aldea de Shingnapur, en el distrito de Amravati, en la India, en donde los campesinos han montado un centro de venta de riñones: "Es lo único que nos queda por vender".

Según Patel, el mundo está lleno de agricultores paupérrimos hasta la desesperación, hasta la muerte por desnutrición, hasta el suicidio o la venta de sus órganos. Aquellas personas que deberían estar cultivando la tierra para producir más alimentos con los que combatir la hambruna mundial son las primeros en morir a causa del hambre. Algo funciona horriblemente mal en la organización básica de este planeta.

Y lo peor, lo más insoportable y vergonzoso, es que el hambre podría solucionarse. Esto es, no se trata de un objetivo de dificultad insuperable, no estamos hablando de crear una colonia en Marte, por ejemplo, sino de algo que, aunque complejo, está a nuestro alcance. Pero el pasado mes de junio se celebró en Roma la Cumbre de la Alimentación de la FAO, una reunión pomposa y rutilante con la asistencia de 50 jefes de Estado y 100 ministros; y durante tres días charlaron y cacarearon y se lucieron, y supongo que también se gastaron un presupuesto de órdago en el evento.

Una pantomima que no sirvió de nada, porque la cumbre fue un completo fracaso y se cerró sin lograr alcanzar ningún acuerdo efectivo. Y al fondo, por detrás de tanta incompetencia y tanta incuria, el inaudible quejido de esa séptima parte de la población mundial que muere de inanición con mansedumbre.
_____________________
LA REPUBLICA 08 de agosto de 2008

Bien de salud. Vivamos en armonía
José Luis Pérez Albela
Médico

Todo está acelerado, la humanidad está en un proceso de transición, de cambio dimensional, porque la Tierra que está en la tercera dimensión, está pasando a la cuarta dimensión. Por eso los días pasan más rápido y podemos estar pensando varias cosas a la vez con una fuerza centrípeta impresionante. Todos nos estamos volviendo multidimensionales. Y las personas tenemos que tener destreza y habilidad y para eso es importante vivir en armonía porque si estamos desarmonizados perdemos energía. Ganamos energía cuando se madruga, se ora, se medita y ayuna, pero se pierde energía cuando se está malhumorado. Por el contrario, cuando hay alegría se gana energía y el entusiasmo genera endorfinas. Por eso tenemos que transmitir a las futuras generaciones códigos de sabiduría.

La naturaleza enseña mucho, obsérvela, aunque sea unos minutos. Cuando se pone el sol, las aves que cantan, vea la tierra fecunda que hace crecer los alimentos, las flores, toda esa magia que nos rodea. Es importante también observar nuestro mundo interior. En la mañana concéntrese en pensar en alguna parte u órgano de su cuerpo, por ejemplo en su hígado, lo importante que es la función que realiza para mantener su salud, investigue en la web, consulte libros, entérese que este órgano tiene quinientas funciones.

¡Qué maravilla! Otro día dedíquelo al cerebro. Usted tiene una computadora maravillosa, que es el cerebro humano; otro día piense en la sangre: tenemos cinco litros; en su corazón y los latidos cardíacos, en su respiración... Piense cómo funciona el diafragma, músculo que separa el aparato respiratorio, etc. Especialmente debe observar el alma y entrar en el silencio y quedarse quieto.

Pregúntese quién soy, y compruebe que todos tenemos un ángel, una voz interna que le va a decir que es un ser de luz que tiene un cuerpo y que hay que aquietar el cuerpo y la mente y para eso mantenga una posición erguida con las 33 vértebras de la columna bien alineadas. Realice esta práctica media hora diariamente, de preferencia al amanecer.

Abra la ventana o salga al jardín y reciba lo que nos brinda la naturaleza, un cielo despejado, azul claro y escuche a los pájaros que cantan, respire profundo, todo ello le va a producir armonía interior y energía. Es como una recarga de batería. Al amanecer hay una energía cósmica, que se llama el prana o kí, que es energía pura que se respira. Incluso los invidentes pueden percibirla en su interior, da buen humor, mucho amor y fuerza creativa. Al que madruga Dios le ayuda.

Para madrugar hay que acostarse temprano. Lo ideal es acostarse a las 10.00 p.m. para descansar mejor, lo perfecto es a las 9.00 p.m. como en provincias, pero maravilloso aún es a las 8.00 p.m. Es mejor comer a las 6.00 p.m. o más temprano, tome magnesio antes de acostarse para mantener los intestinos limpios, tener un sueño reparador y levantarse con mucho ánimo, mayor energía y alegría, no más cansado de lo que se acostó.
__________________________
OJO 24 de julio de 2008

MALES CARDIOVASCULARES ACECHAN A PERUANOS POR OBESIDAD

Un problema de peso

El IV Congreso Internacional de Obesidad y Nutrición ratificó que malos hábitos alimenticios aumentan la mortandad por problemas cardiovasculares.
Obesidad y desnutrición son problemas de malnutrición. Es verdad, los peruanos “comemos rico y bien”, pero implica lastimosamente que la dieta peruana aumenta los riesgos a ser víctimas del síndrome metabólico, condición que implica la posibilidad de complicaciones cardiovasculares, como infarto de miocardio, cerebral y otros males.

Estudios de la Dirección Regional de Tacna señalan que las mayores cifras de sobrepeso y obesidad no se dan en la capital ni en el sur, sino en el norte del país. En el primer trimestre de 2008 se determinó que -a nivel nacional- el 36% de niños entre 5 y 9 años tiene sobrepeso y un 8% obesidad. Entre los adolescentes (10 a 19 años), el 12% presenta sobrepeso y 8% obesidad, mientras que entre los adultos (20 a 59 años), el 56% muestra sobrepeso y 28% obesidad.

La doctora Gloria Larrabure, presidenta de la Asociación Peruana de Estudio de Obesidad y Ateroesclerosis (Apoa) y jefa de la unidad de endocrinología del Instituto Nacional Materno Perinatal (ex Maternidad de Lima), resaltó el peligro de los malos hábitos alimenticios. Detalla que cada año hay más personas con sobrepeso y/o con obesidad. La falta de orientación médica especializada lleva al incremento de este cuadro, sobre todo en el norte del país. “Piura, Lambayeque y Trujillo son ciudades muy afectadas”, señaló.

El síndrome metabólico se asocia especialmente al aumento de la grasa abdominal y está en relación a la resistencia a la insulina, es decir, dificulta la acción adecuada de la insulina, la cual es necesaria para el ingreso de la glucosa a los tejidos. Con el tiempo el sobrepeso evoluciona hacia la obesidad.

No hay comentarios:

Las plaquetas de la Nueva Maravilla

Las plaquetas de la Nueva Maravilla
Las plaquetas que ganó Machu Picchu