jueves, 12 de enero de 2012

"EN LA TELE ME COMO LOS 12 PLATOS QUE ME SIRVEN"


PERU 21 ENERO 12, 2012

"En la tele me como los 12 platos que me sirven"

“Chemo del Solar salvó a la ‘U’ de la baja; y yo quiero que, al morir, echen mis cenizas en el estadio Monumental”, nos dice el polémico Alfredo González.

Foto: Rafael Cornejo.

Autor: Gonzalo Pajares
gpajares@peru21.com

Vilipendiado como dirigente deportivo, Alfredo González recuperó popularidad con La tribuna de Alfredo, espacio gastronómico que reaparece este sábado, a las 10:30 a.m., por ATV.

¿Quién es Alfredo González?
Un geminiano típico. Tengo distintas personalidades: dirigente deportivo, periodista sin carné, profesional. Estudié en el Markham, fui primer puesto en la Agraria, egresado y profesor de ESAN; a los 27 años fui gerente del Banco Continental, trabajé en el Chase Manhattan Bank, privaticé la luz…

Y le fue mal en los negocios…
En pesca a todos nos fue mal por el fenómeno El Niño.

¿Qué piensa de lo que pasa hoy en la ‘U’?
La directiva actual –Pacheco, Álvarez y Guinea–, elegida judicialmente –es decir, más legal que Humala–, debe convocar a una asamblea –no como la del martes, que fue ilegal–, renunciar y nombrar a una junta transitoria de notables. ¿Si me incluyo? No puedo, no soy socio, me botaron, por eso los he enjuiciado. A pesar de esto, la gente me quiere –mi chapa es Lucha Reyes: “Regresa” (ríe)– y hoy me da la razón por los éxitos que alcancé: fui tricampeón, hice un estadio, construí 17 canchas de fútbol y no había problemas económicos.

Problemas económicos sí había. Los grandes problemas de la ‘U’ comenzaron con usted…
Me entregaron un terreno y devolví uno de los mejores estadios de Sudamérica; me entregaron un equipo regular y lo entregué tricampeón; me entregaron una deuda a la Sunat de ocho millones de soles y la dejé en tres, refinanciada a diez años. El problema es que no se pagó la refinanciación.

¿Por qué los dirigentes deportivos se aferran a sus cargos?
Uno está allí porque el fútbol es un bicho que es entretenido y bonito. Eso sí, no volveré a la dirigencia.

¿No vivió de la ‘U’?
¿Cómo vas a decir que viví del club? Yo no soy Joseph Blatter, quien sí vive del fútbol (ríe).

¿Por qué tenemos la sensación de que usted es más vivaracho que inteligente, que utiliza su talento para el mal?
Porque no conocen mi carrera profesional. Ha habido campañas contra mí porque estuve en medio de una guerra de dos canales y de dos cervezas, y choqué contra sus intereses comerciales.

¿Como conductor de televisión se siente más cómodo que como dirigente de fútbol?
Me he sentido cómodo en todo lo que he hecho en mi vida, pues siempre trabajé con buena intención. En La tribuna de Alfredo exploté mis conocimientos gastronómicos, algo que se desconocía.

Los hinchas de la ‘U’ sí lo sabíamos: allí están las facturas que lo demuestran…
(Se da por no aludido). Tengo una forma de presentar los restaurantes que es única en el mundo. Además, a la gente le gustó que fuese a sitios que no estaban dentro de la cofradía. ¿Cuál cofradía? La de Gastón Acurio pues. Según Perú21, en Lima hay 33 mil restaurantes; de ellos, 10 mil son de menú. La prensa se ocupa de 100; los demás son míos (ríe).

¿Hay una argolla en la gastronomía?
Yo encontré una argolla, pero ahora se ha ampliado un poquito. Gracias a mí, Gastón cambió, es más democrático. Sin embargo, yo tengo más rating y más influencia que él. A Gastón, como empresario y promotor de nuestra cocina, hay que ponerle un monumento; el problema es su colita, su grupito.

Su top five alternativo es…
Hay riquezas culinarias a la altura de Sato y Teresita Izquierdo: 1. Asato, una deliciosa comida de fonda japonesa que está en la cuadra 2 de Arica, en Breña. 2. Punta Arenas, en Chorrillos, el restaurante más grande de pescados que hay en el Perú. 3. La Norteñita, que está en la cuadra 9 de Alcázar. 4. El Rincón de Manolo, unos anticuchos estupendos servidos con papa a la huancaína, en Tarapacá con La Capilla, en el Rímac. 5. Il Pastificio Ligure, la mejor sábana de apanado de la ciudad, en la 11 de José Leal, en Lince.

Se come todo lo que le sirven, no solo prueba, ¿no?
Es verdad, me como los diez o doce platos que, en promedio, presentamos en mi programa.

Así como Gastón Acurio tiene su Ummm…
Yo tengo mi “¡Qué riiiiiccccooooo. Toditito para ti! (risas)”. Yo como en la televisión tal y como lo hago en mi casa. Mi plato preferido es el arroz con frejoles y su juguito de seco, y mi esposa es la mejor cocinera del Perú (ríe).

Dicen que usted cobra a los restaurantes para que salgan en su programa, ¿es verdad?
Están locos. No es verdad, nunca lo he hecho. No sé por qué lo dicen. A mí nunca me han cerrado la puerta de un restaurante.

¿Se gana la vida con La tribuna de Alfredo?
No, en la TV no he hecho plata. Mis ingresos están en otros lados: asesorías financieras, de seguros, etc.

AUTOFICHA

- Fujimori fue un presidente excelente, transformó el Perú. Trabajé cuatro años en su gobierno. Soy fujimorista, y a mucha honra, en las cosas que se hicieron bien.

- El Congreso del 2001 al 2006, en el que estuve, fue el mejor de nuestra
historia porque cambiamos al país. Igual, nos llamaban ‘otorongos’.

- Para ser buen criollo, cuatro cosas se requieren: que seas de La Molina, que seas guapo y enrazado, tu botellita de pisco en la mano y tu buena chola al lado.

No hay comentarios:

Las plaquetas de la Nueva Maravilla

Las plaquetas de la Nueva Maravilla
Las plaquetas que ganó Machu Picchu