jueves, 4 de noviembre de 2010

LUGAR DE LA MEMORIA Y REFLEXION

EL COMERCIO NOVIEMBRE 6, 2010

Lugar de la Memoria y reflexión

El Lugar de la Memoria, cuya primera piedra se colocó anteayer en el acantilado de Miraflores, tiene que ser, como lo ha dicho el presidente Alan García, una escuela de pensamiento y de reflexión sobre una época de violencia y terror que no debe repetirse jamás.

El Lugar de la Memoria hará que no olvidemos las atrocidades perpetradas por los terroristas de Sendero Luminoso y el MRTA, con la dolorosa pérdida de miles de vidas de compatriotas, aumento de la pobreza, una generación crecida en el horror, la confrontación entre peruanos y con pérdidas materiales equivalentes a más de 20 mil millones de dólares.

Según la Comisión de la Verdad (CVR), alrededor de 60 mil muertos y desaparecidos dejó la época del terror en el país, con la consecuente violación de derechos humanos. La CVR indica que los “picos más altos” en que se cometieron “ejecuciones con mayor número de víctimas fatales, en orden de magnitud fueron, en ese orden, 1984, 1983, 1989 y luego 1992, y fue entre los años de 1983 a 1985 en el que se registra el mayor número de víctimas (45%).

Al finalizar la primera década del siglo XXI, constatamos que la derrota al terrorismo y la recuperación de la sociedad ha permitido retomar la ruta del desarrollo y crecimiento económicos, y ser hoy un país atractivo para las inversiones que generan empleo y mejoran la calidad de vida de los ciudadanos, al punto de ponernos en el umbral del primer mundo.

Nadie en la década de los ochenta se aventuraba a invertir en una nación donde los coches-bomba, los secuestros de empresarios, el pago de cupos, los asesinatos selectivos de estas mentes genocidas se habían convertido en hechos cotidianos.

A la cabeza del proyecto bajo comentario –que cuenta con el apoyo de la Comandancia General del Ejército– está hoy el reconocido artista plástico Fernando de Szyszlo. El Lugar de la Memoria debe servir para rendir homenaje a las víctimas del terror y ser un centro de reflexión. Como bien dijo el presidente García: “Aquí meditarán cómo en un momento cambió el destino de la patria. Será un templo del pensamiento. Servirá como espacio de reflexión para los peruanos. ¡Cuántos murieron por la intolerancia! Quienes mataron se sabrán inferiores ahora que el Perú va tomando un camino distinto y es capaz de producir más con justicia social”.

El proyecto debe ayudar a cerrar las heridas y convertirse en un sitio del perdón, por lo cual demanda de sus promotores una actitud serena, plural, objetiva e imparcial para evitar que el Lugar de la Memoria se convierta en una entidad politizada, lo que lo desvirtuaría totalmente.

Queda claro que fueron los genocidas de Sendero Luminoso, liderados por Abimael Guzmán, quienes iniciaron esta barbarie que desencadenó una estrategia equivocada por parte del Estado, que recién a fines de los años 80 y principios de los 90 puso en marcha la maquinaria de inteligencia que permitió la desarticulación de las bandas criminales.

Se espera mucho del Lugar de la Memoria, para que especialmente las nuevas generaciones, que no recuerdan o no vivieron esas décadas de horror, conozcan las nefastas consecuencias a que pueden llevar la intolerancia, el fanatismo y el dogmatismo; y que esa mirada al pasado sirva para afrontar el futuro con optimismo, valorando los beneficios de la paz y de la democracia.
____________________________

EL COMERCIO NOVIEMBRE 4, 2010

Alan García colocó primera piedra: "Lugar de la Memoria será un templo del pensamiento" (http://elcomercio.pe/politica/664049/noticia-alan-garcia-coloco-primera-piedra-lugar-memoria-templo-pensamiento)

El recinto se levantará en Miraflores y tendrá ambientes como una sala de exposiciones, biblioteca, archivo, sala de conferencias y espacios para exhibiciones itinerantes

Con el deseo de que esté construido antes de julio de 2011, fecha en que termina su mandato, el presidente Alan García participó hace unos instantes en la ceremonia de colocación de la primera piedra del denominado Lugar de la Memoria, ubicado a la altura de la cuadra 13 de la avenida del Ejército, en Miraflores.

Durante su discurso, el mandatario comentó que este recinto servirá como “un espacio de reflexión para los peruanos”, respecto a la época de violencia que padeció el país a consecuencia de las acciones terroristas.

“Cuántos murieron por la intolerancia (...) quienes mataron -vivos o muertos- se sabrán inferiores ahora que el Perú va tomando un camino distinto y es capaz de producir más, con justicia social”, comentó el jefe de Estado.

Enfatizó que este lugar permitirá reflexionar también sobre la primera parte de la República, la de la escasez, del miedo y del centralismo, y del camino abierto para la construcción de un país diferente, sin totalitarismo y plena democracia.

“Aquí meditarán cómo, en un momento, cambió el destino de la patria”, manifestó. “Será un templo del pensamiento”, dijo.

DEFENSORA, LA MADRINA
A la ceremonia asistió como invitado de honor el ministro de Cooperación y Desarrollo de la República Federal de Alemania, Dirk Niebel. Su país donó dos millones de euros para la construcción de estas instalaciones.

También acudió el titular de la Comisión Presidencial de Alto Nivel, Fernando de Szyszlo, quien reemplazó al escritor Mario Vargas Llosa, y la Defensora del Pueblo, Beatriz Merino, en su calidad de madrina.

El Lugar de la Memoria tendrá ambientes como una sala de exposiciones, biblioteca, archivo, sala de conferencias, además de espacios para exhibiciones itinerantes.

El terreno donde empieza hoy a levantarse está en la bajada del circuito de playas de la Costa Verde, cedido por la comuna de Miraflores en diciembre de 2009.
_________________________________

EL COMERCIO OCTUBRE 6, 2010

De Szyszlo: En noviembre se iniciarán las obras del Lugar de la Memoria

Antes de julio del 2011 funcionarán primeras salas dedicadas al estudio de la violencia

El flamante presidente de la Comisión Presidencial de Alto Nivel del Lugar de la Memoria, el afamado pintor Fernando de Szyszlo, anunció que el próximo mes se iniciará la construcción de este recinto y antes de julio del 2011 se inaugurarán sus primeras salas.

De Szyszlo comentó que no pudo negarse a aceptar el cargo –al cual renunció hace menos de un mes el escritor Mario Vargas Llosa�� “teniendo en cuenta que el Lugar de la Memoria tiene que continuar, sobre todo ahora que se están dando las condiciones para que salga adelante”.

“Ya hemos vencido las trabas burocráticas… Estamos viendo la factibilidad de la obra y el estudio de todo el programa de construcción y en noviembre vamos a poner la primera piedra”, precisó.

Hasta ahora el Lugar de la Memoria cuenta con el apoyo financiero de la Unión Europea y, gracias a la gestión realizada por Vargas Llosa, también se tiene ayuda de Francia. Este último ha ofrecido seguir colaborando a título personal.
_____________________________

EL COMERCIO ENERO 6, 2010

EDITORIAL
Avances en el museo de la memoria

Es una buena noticia que, paulatinamente, se vayan derribando barreras y prejuicios para asimilar la trascendencia de un proyecto intrínsecamente positivo para la nación, como el museo de la memoria, que inicialmente había sido objeto de acerbas críticas por ciertos sectores.

Anteayer, por ejemplo, el comandante general del Ejército, Otto Guibovich, declaró que, aunque no ha tenido contacto oficial con la comisión a cargo del museo, el Ejército está dispuesto a apoyar ese proyecto, que cuenta con el respaldo del presidente Alan García.

Detrás de dicho comentario habría no solo el respeto a la jerarquía del primer mandatario, como jefe supremo de las Fuerzas Armadas, sino también un destacable gesto de apertura personal hacia el proyecto, al margen de que la institución castrense reitere que los excesos de algunos de sus miembros no deben afectar la institucionalidad en su conjunto.

Mucha agua ha tenido que correr para llegar a este punto y vencer las aprensiones, estereotipos y posturas fanatizadas de quienes rechazaron desde el primer momento la idea del museo, al que achacaban un enfoque unilateral y hasta extremista, lo cual estaba totalmente fuera de lugar y contexto.

La intervención del Gobierno Alemán y la inclusión del laureado escritor Mario Vargas Llosa fueron aspectos cruciales para centrar la idea , anclarla y convocar a personalidades de diversas disciplinas. Y recientemente la Municipalidad de Miraflores entregó el terreno donde se construirá el museo, lo que fue otro paso significativo.

Ahora, debemos insistir en la necesidad de seguir avanzando con el museo, no solo para registrar en la memoria del país lo que realmente pasó en dos décadas de violencia terrorista, sino también para restañar las heridas que esa sangrienta confrontación dejó en nuestra sociedad. Solo a partir de la observación del pasado, imparcial y desapasionadamente, podremos evitar repetir los errores cometidos y afrontar los objetivos de paz, reconciliación nacional y de “nunca más violencia genocida”.

Las Fuerzas Armadas, que tuvieron un papel preponderante en la lucha antisubversiva, deben defender un enfoque equilibrado y reconocer los yerros y excesos aislados (que no es lo mismo que una política regular).

Es esa postura la que debe prevalecer alrededor de un museo que, como afirma Vargas Llosa, debería congregarnos en torno a la paz y coadyuvar a un cese de la violencia que hoy pretenden retomar, de manera repudiable y atentatoria de la peruanidad, algunos grupos criminales asociados al narcoterrorismo.
___________________________
LA RAZON DICIEMBRE 24, 2009

Un monumento para la mayoría
Por Víctor Robles Sosa (*)

El debate sobre el llamado Museo de la Memoria, o Lugar de la Memoria como dice Mario Vargas Llosa, ha quedado zanjado con la decisión de construir un monumento a los Héroes y Mártires de la Paz y la Democracia, anunciada por el ministro de Defensa, Rafael Rey.

Ha quedado zanjado porque en democracia las minorías tienen derechos. Y si una minoría quiere un espacio en donde recordar a los terroristas como “luchadores sociales” y “víctimas del estado” democrático, o sentir vergüenza y deshonra por la derrota del terror, pues es libre de hacerlo. La democracia es así de generosa porque en ella impera la libertad absoluta.

El escritor Mario Vargas Llosa ha inaugurado ese espacio, en Miraflores, en una ceremonia que contó con la presencia de Javier Pérez de Cuéllar y del presidente de la república, Alan García, muy entusiasta él, pero también con una notoria ausencia ciudadana. Asistieron solo los mismos que van siempre a todos los eventos de la izquierda caviar.

En las afueras del recinto, centenares de agentes de unidades antiexplosivos, francotiradores, antimotines, motorizados, fuerzas especiales, etc., impedían que los ciudadanos transitaran a menos de cien metros de distancia de la ceremonia. El satanizado “aparato represivo” funcionó para darle tranquilidad a sus detractores.
Aquel acto reflejó de manera cabal la soledad del poder: Aquella minoría, a despecho de su enorme aparato mediático, de su dinero, de sus redes y contactos internacionales, etc., estuvo muy sola, absolutamente sola.

La mayoría de los peruanos tendremos nuestro propio espacio, el monumento a los Héroes y Mártires de la Paz y la Democracia, que será construido frente al que honra a los Próceres de la Independencia, en Jesús María.

La iniciativa del proyecto le corresponde primero al teniente general FAP (r) Arnaldo Velarde Ramírez, y segundo a la Asociación de Oficiales Generales y Almirantes (Adogen), que la hizo suya y logró el apoyo del Ministerio de Defensa y de la Comisión de Defensa Nacional y Orden Interno del Congreso de la República.

Para este escriba es una gran satisfacción que el proyecto recoja las ideas que venimos planteado desde hace años en esta columna para reivindicar la victoria de nuestra nación sobre el terrorismo, y honrar la memoria de miles de mártires y héroes que dieron sus vidas para legarnos la paz y la democracia que hoy tenemos.
Algunos pensaron que porque la iniciativa nacía de Adogen se haría un monumento “de los militares para los militares”. Craso error, es una iniciativa de los militares para toda la nación, porque al fin y al cabo, forman parte de ella.

Tendrá un bloque recordatorio en el que serán grabados los nombres de todos los que murieron por enfrentarse al terrorismo: dirigentes populares, dirigentes políticos, gobernadores, jueces, fiscales, maestros, médicos, ingenieros, religiosos, cooperantes extranjeros, miembros de las Rondas Campesinas, policías, militares, etc.
De esta manera quedará perennizada la lucha que libró nuestro pueblo unido contra las bandas armadas Sendero Luminoso y Movimiento Revolucionario Tupac Amaru (MRTA), que pretendieron imponerse a sangre y fuego para liquidar la democracia e instaurar en el Perú una dictadura totalitaria y genocida.

Será un reconocimiento justo a la memoria de más de 1200 compatriotas apristas, como Orestes Rodríguez, Rodrigo Franco, Ricardo Ramos Plata, Pablo Lí Ormeño, Marcial Capelletti Cisneros, Armida Gutiérrez Trelles, Tito Jaime Fernández, María Melgar Aronés, que fueron asesinados por los terroristas.

También quedarán grabados para la posteridad los nombres de María Elena Moyano, líder de la Federación Popular de Mujeres de Villa El Salvador; Pascuala Rosado, presidenta del asentamiento humano de Huaycán; Alejandro Calderón, líder del pueblo Ashaninka; Pedro Huillca, secretario general del Sindicato de Construcción Civil; y todos los demás líderes de organizaciones populares asesinados por oponerse a que los terroristas capturasen sus instituciones.

Igualmente los ingenieros de la agencia de cooperación japonesa (JICA) Seibun Kinra, Hiroshi Nakanishi y Kiyotada Miyagawa; y los sacerdotes polacos Zbigniew Adan Strzalkowski y Miguel Tomaszek, martirizados por los terroristas en represalia porque ayudaban a nuestros pobres.

Tampoco podrían estar ausentes los militares y policías asesinados a sangre fría, o los que murieron en acción, en defensa de la democracia, como Enrique López Albújar, Gerónimo Cafferata, Carlos Ponce Canessa, Juan Carlos Vega Llona, Juan Valer Sandoval, Raúl Jiménez Chávez, Manuel Tumba Ortega, etc., etc.

Como se puede apreciar, la lucha contra Sendero no la libraron solo quienes vestían uniforme policial o militar, sino también los dirigentes de las organizaciones populares, sindicales, campesinas, barriales, autoridades locales y dirigentes políticos de todas las corrientes comprometidas con la democracia.

La muerte de los líderes sociales que resistieron al terror produjo un mayor rechazo de la población a las bandas armadas, que se quedaron más aisladas aún del pueblo, lo cual posibilitó su derrota estratégica en los años 90’.

Los peruanos tendremos en el monumento de Jesús María un lugar donde rendirles a todos ellos un homenaje de gratitud eterna, donde llevar a nuestros hijos para que sepan que la paz que tenemos hoy costó muchas vidas y que por eso debemos valorarla y cuidarla cada día.

Pero sobre todo, será un lugar en el que nuestros jóvenes podrán sentirse orgullosos de ser herederos de una nación de hombres y mujeres valientes y nobles, que fueron capaces de ofrendar su propia vida por defender valores sublimes, como son la paz y la libertad de sus hermanos.

(*) Periodista y director ejecutivo del Instituto Paz, Democracia y Desarrollo (Ipades)
E-Mail: victor.robles.sosa@hotmail.com
Blog: http://victorrobles.wordpress.com
_______________________________
LA REPUBLICA DICIEMBRE 22, 2009

Sigue siendo el rey
Por Mirko Lauer

Es poco probable que Alan García le pida la renuncia pronto, porque en cierto sentido Rafael Rey le resulta de suma utilidad: el ministro atrae una parte de los rayos opositores que antes caían directamente sobre Palacio. Pero el líder de Renovación Nacional se está excediendo en la tarea, y de paso está azuzando al vicepresidente en la carrera hacia el estrellato de la extrema derecha.

El miércoles de la semana pasada García volvió a endosar en una ceremonia el proyecto de Museo de la memoria en Miraflores. Ese mismo sábado Rey lanzó en Jesús María un monumento a las víctimas del terrorismo, en abierta competencia con el museo endosado por García. Con ello asume una suerte de liderazgo de sectores militares disgustados con todo el proceso de derechos humanos desde el 2000.

En perfecta sincronía Rey y Luis Giampietri lanzan el reclamo de un representante de las Fuerzas Armadas en la comisión del museo, tácito postulado de un rol tutelar de los militares sobre la institucionalidad democrática en el país. Que esto venga de personajes encumbrados en un gobierno constitucional hace pensar que detrás de ellos hay gente aun más decidida a incendiar la pradera cívico-militar.

Desde la caída del fujimontesinismo una estrategia de la extrema derecha ha sido tentar la reinserción de los militares en la política, propiciando una brecha entre estos y los civiles democrático-institucionalistas. Los que alguna vez llamaba cívicos, y hoy caviares, remoquete extendido hasta abarcar a todo defensor de los derechos humanos, enemigo de la corrupción, o simpatizante de la justicia internacional.

Rey se encuentra en un punto ideal para llevar adelante esta tarea: como ministro de Defensa hace los anuncios de compra de armas y como político se lanza con las mismas contra sus enemigos de toda la vida. Pero parece que la manga tan ancha de García le ha empezado a quedar estrecha, y ahora ensaya a ver cómo le va mordiendo la mano que lo ha mantenido en el candelero.

¿Tiene todo esto más futuro que un rosario de pataletas anti CVR, anti museo y anti reparaciones? Es poco probable. Por lo pronto se hace difícil imaginar a alguna de las agrupaciones electorales de la derecha peruana acogiendo a Giampietri o Rey. El propio fujimorismo, por cierto, no va a necesitar a este tipo de figuras de choque con mayorías de la población. En todo caso, ya tiene suficientes a bordo.

Con dos periódicos, casi tres, y presencia en varios otros medios, podríamos ver para el 2011 una candidatura a la derecha del fujimorismo, usurpando una suerte de mensaje militar a una civilidad supuestamente desconcertada. Por un momento se pensó que esa candidatura era la del general retirado Edwin Donayre. Pero vamos viendo que el verdadero Edwin Donayre es Rafael Rey.
_______________________________
LA REPUBLICA DICIEMBRE 20, 2009

Ministro de Ofensa
Por Augusto Álvarez Rodrich
alvarezrodrich@larepublica.com.pe

Rafael Rey desafía al presidente García y a Vargas Llosa

Pocos polarizan tan peligrosamente la política –donde fondo y forma son igualmente importantes– como Rafael Rey, no solo por sus iniciativas –finalmente, todos tienen derecho de opinar–, sino por la prepotencia e insolencia con que las lanza, lo cual ha sido la característica de su paso accidentado por el Ministerio de Defensa.

Dicha actitud se ha exacerbado por su frustración al fracasar en el esfuerzo por impedir el Museo de la Memoria que esta semana dio un paso decisivo con la sencilla pero significativa ceremonia protagonizada por el presidente Alan García, Mario Vargas Llosa –como líder de la comisión que lo realizará–, el embajador Javier Pérez de Cuellar y el alcalde Manuel Masías.

Mientras Vargas Llosa pronunció ahí un importante discurso en el que destacó que el museo será “una casa de todos los peruanos”, e intentó disipar el temor castrense de que será un elogio del terrorismo, el ministro Rey lanzó en los días siguientes su iniciativa contra, precisamente, lo que el escritor planteó con la manifiesta aprobación del presidente García.

Rey tiene razón en desconfiar del museo pues él quiere lo opuesto al propósito de Vargas Llosa. Por ello, ayer anunció que se construirá, en Jesús María, otro monumento “para las víctimas del terrorismo”, lo cual constituye un desafío abierto a lo señalado por el propio Alan García el miércoles en Miraflores.

Mientras el planteamiento de Vargas Llosa es integrador e inclusivo, el de Rey es desintegrador y polarizador pues quiere que tengamos dos museos alternativos, el de los ‘buenos’ y el de los ‘malos’. ¿Rey cree que manda más que el Presidente?

Junto con Luis Giampietri, el fujimorismo, los procesados por violar derechos humanos y los medios que los arengan, Rey representa una visión autoritaria y no inclusiva de la sociedad peruana. Su actitud implica la promoción de la cultura de la violencia, y seguramente a ellos se refirió Vargas Llosa como los que impulsan la campaña impregnada de mentiras para hacer creer que el museo servirá para justificar al terrorismo.

A ese papel lamentable de Rey debe sumarse su paso penoso por el Ministerio de Defensa, incluyendo la negativa a colaborar con la justicia en casos como la matanza de Putis, declaraciones desatinadas en relación con Chile, o la compra tan chambona que se está haciendo de los tanques chinos.

No es solo –como dijo Caretas– que el cargo le quedó grande, sino que su presencia en el gabinete desprestigia al gobierno. Y su agresividad y destemplanza reciente con una periodista de La Primera lo pintan como alguien que ha perdido la ecuanimidad.
Un extremista desatado es inconveniente para el gabinete ministerial, especialmente en una cartera tan delicada como Defensa que él ha transformado en Ofensa.
_____________________________
EL COMERCIO DICIEMBRE 20, 2009

Construirán otro museo de la memoria solo para víctimas del terrorismo

9:59 | El ministro de Defensa anunció que el nuevo monumento se edificará en Jesús María. Pidió que se escuche la versión de las FF.AA.

No solo habrá museo de la memoria, sino que ahora el ministro de Defensa, Rafael Rey, anunció la próxima construcción de un monumento que rendirá homenaje a las miles de víctimas, tanto civiles como militares, producto del terrorismo que asoló al país.

Rey adelantó que la representación se levantará en Jesús María en coordinación con el alcalde de ese distrito, Enrique Ocrospoma. “Será un monumento a los defensores de la democracia”, dijo.

Informó que los detalles de la construcción del monumento serán expuestos en conferencia de prensa en la que estará acompañado por una junta de directivos de la Asociación de Oficiales Generales y Almirantes (Adogen).

FF.AA. Y MUSEO DE LA MEMORIA
Por otro lado, y con el fin de lograr una verdadera imparcialidad en los detalles del museo de la memoria, Rey sugirió que un integrante de las FF.AA. participe en la comisión para que su testimonio sea escuchado.

“Me gustaría que aceptaran que un representante de las FF.AA. participara de esa comisión y que nos contestaran si están dispuestos, si dicen que efectivamente va a haber una imparcialidad, como espero que sea”, dijo tras participar en una chocolatada prenavideña y entrega de juguetes para los hijos de los militares discapacitados.
____________________________

EL COMERCIO DICIEMBRE 16, 2009

Alan García afirmó que el Museo de la Memoria "será la mejor obra" de Mario Vargas Llosa

19:14 | El jefe de Estado destacó que el escritor reflejará con imparcialidad la violencia política vivida en el país.

(Andina / elcomercio.pe).- El presidente de la República, Alan García, confió en que el Museo de la Memoria en Miraflores será la “mejor obra” del escritor Mario Vargas Llosa, presidente de la comisión encargada de este proyecto, que tiene por objetivo reflejar con imparcialidad el periodo de violencia que vivió el país por efecto de la acción del terrorismo.

“Aquí estará tu gran obra y quizá la mas importante, porque esta quedará por mucho tiempo”, destacó en la ceremonia de entrega del terreno donde se edificará el Museo de la Memoria en el distrito de Miraflores.

García confesó que para él fue un hecho confirmatorio que Vargas Llosa, a quien definió como la mayor expresión intelectual del país, decidiera asumir el riesgo de dirigir el proyecto, y dijo estar convencido que será “capaz de compaginarnos a todos en un libro que exprese serena y verdaderamente qué es lo queremos hacia el futuro”.

El jefe de Estado dijo esperar que el Museo de la Memoria permita a los ciudadanos que asistan a sus salas, salir de allí pacificados y con la voluntad de ser demócratas y rechazar la violencia.

“Y estoy seguro que los que salgan de aquí saldrán pacificados de espíritu, no llenos de odio vengativo, sancionador que a veces encubre simplemente personales, sino pacificados y en su voluntad de ser más demócratas”, anotó.

A la ceremonia de entrega asistió el escritor Mario Vargas Llosa, el ex secretario general de las Naciones Unidas, Javier Pérez de Cuellar, embajadores y personalidades de diversos sectores.

RECHAZO A LA VIOLENCIA
El jefe de Estado afirmó que el Museo de la Memoria debe dejar como mensaje el rechazo a la violencia en todas sus expresiones y sostuvo que ello contribuirá a fortalecer la cultura democrática del país.

García consideró que debe hacerse un examen objetivo de la agresión que sufrió el país por el terrorismo, y que se fue gestando desde antes de los ochenta, y de cómo la sociedad reaccionó con sus instituciones, cometiendo naturalmente excesos y errores.

“El mensaje de esta casa tiene que ser un mensaje, tratando este tema específico, contra toda forma de violencia, porque la violencia está dentro de nosotros, está en todo lugar, como una tentación demoniaca”, anotó.

El mandatario explicó que esa tentación se observa en los linchamientos colectivos que se producen en algunos lugares, en la violación de la mujer, el abuso a los menores de edad y la discriminación, entre otros ejemplos.

“Que una ideología haya sido capaz de nuclear esto para hacerlo más presente y fuerte no debe ocultarnos el tema de fondo: que quienes llamándose terroristas, o cometiendo tropelías contra el terrorismo, estaban ‘extrovertiendo’ su alma, malformación y defectos”, argumentó.

Por ello, consideró que es necesario que quienes asistan al Museo de la Memoria saquen una conclusión equilibrada de lo que significó este proceso de violencia desatado por el terrorismo, y rechazar todas las expresiones de la violencia.

“Quien llega a esta casa no solo debe sacar una conclusión equilibrada, sino también salir convencido de que la violencia no es nunca el camino hacia el bien, y eso significa fortalecer la cultura democrática del país”, anotó en su discurso en la ceremonia de entrega del terreno para este recinto.
________________________________
De: Victor Robles Sosa [mailto:victorrobles.robles@gmail.com]
Enviado el: lunes, 14 de diciembre de 2009 03:31 p.m.
Asunto: ¡BASTA DE INTOLERANTE Y DE PREPOTENCIA!

Queridos amigos:

Haciendo gala de una intolerancia supina, el señor Mario Vargas Llosa (no el escritor que admiramos, sino el político exaltado e intransigente de siempre) acaba de afirmar, en una entrevista periodística, que quienes nos oponemos al Museo de la ex CVR tenemos todos las manos manchadas de sangre o somos "cómplices del fujimontesinismo".

¿Quién se cree que es este señor para descalificarnos así, con espíritu facista y totalitario, a quienes discrepamos con sus amigos de la ex CVR, quienes sí tienen las manos, no manchadas, sino chorreando rios de sangre?

El señor Vargas Llosa sabe bien que sus amigos, hoy disfrazados de mansos corderos "neo demoócratas", son quienes le dieron a Abimael Guzmán y a Polay los contingentes humanos que requería aquel criminal para desangrar al Perú. Lo sabe perfectamente, pero ahora no quiere verlo porque lo ciegan el odio y el rencor.
Vargas Llosa sabe que sus aliados de hoy Tapia, Degregori, Macher, De la Jara, Landolt, y otros muchas más ex dueños de la nefasta CVR, predicaron la guerra popular o lucha armada contra el sistema democrático ¡hasta finales de los años 80!. Pero tampoco quiere ver esta realidad.

Esos ultras reciclados enveneraron las mentes de miles de jóvenes, inculcándoles la ponzoñoza idea de que la única vía para llegar al poder era mediante las armas, para "construir poder popular". Para eso inventaron ellos la famosa Asamblea Nacional Popular de mediados de los años 80'.

Miles de jóvenes han acabado con sus huesos en los cementerios, en fosas perdidas o en las cárceles porque sus amigos, señor Vargas Llosa, los convencieron de tomar las armas, pero los muy cobardes fueron incapaces de hacerlo porque lo único que querían era traficar con el discurso radical para ganar una curul en el Congreso (¿o establo parlamentario??

¿Quien entonces tiene las manos bañadas en sangre de inocentes, señor Vargas Llosa?
Usted y sus amigos quieren que los peruanos admitamos que la victoria que logramos sobre el terrorismo es el "capítulo más vergonzoso" de nuestra historia, como dice la CVR.
Tambièn quiere que le rindamos homanajes, juntos y por igual, a nuestros héroes y mártires, y a los terroristas que los asesinaron.

Usted y sus amigos quieren que los peruanos asumamos que el terrorismo es inocente de la desgracia que vivimos, y que los únicos culpables son "la injusticia social" y el "estado", o sea los tres gobiernos democráticos y constitucionales que fueron agredidos por el terror.

Aceptar lo que nos pide, señor Vargas Llosa, sería deshonrar la memoria de nuestros héroees y mártires que ofrendaron sus vidas para legarnos la paz y la democracia.
Nos oponemos a exonerar de su enorme culpa al terrorismo, y rechazamos más aún culpar de lo sucedido al sistema democrático que no hizo más que defenderse.
Sí señor Vargas Llosa, el SISTEMA DEMOCRÁTRICO, aunque usted y los rojos se nieguen a aceptarlo.

Al señor Vargas Llosa pretende que todo lo sucedido en 12 años de guerra sea reducido a unos cuantos excesos excecrables que ocurrieron en el período 1990-1992, porque su espíritu rencoroso se siente bien con que así sea.

Es esclavo de sus fobias. Pobre hombre rico y talentoso, pobre de espíritu y de grandeza.
Él está cegado por el resentimiento que lo consume por dentro, su mal es tan produndo que no le permite dicernir entre lo que es bueno o malo para la patria que lo vio nacer.

Mire bien quienes lo acompañan en su empresa, señor Vargas Llosa, antes de pretender hablar en nombre de la democracia, porque si algo no encontrará son demóctatas.
Usted los halaga, los baña de elogios, los eleva, mientras ellos, todos los días, sabotean la inversión privada con el cuento del medio ambiente, y culpan de todos nuestros males al "neo liberalismo", como gustan llamarle a la economía de mercado que nos está sacando de la pobreza poco a poco.

Sus amigos "demócratas" señor Vargas Llosa, creen solo enla democracia con apellido: "social", "participativa", "popular" o cualquiera otra que no sea la Democracia Representativa.

Sus amigos, que lo aplaudirán este jueves en su museo, son los mismos que recorren el VRAE todos los días buscando denuncias contra nuestros militares que combates el terror, sin que nada les ocurra, estando esas tierras infestadas de terroristas asesinos. ¿Raro no?

Tambièn son los mismos que acuden a todos los foros internacionales que pueden para pedir que el MRTA ya no sea considerado un grupo terrorista, y para proclamar que la democracia peruana es un régimen violador compulsivo de los derechos humanos, ayer, hoy y siempre.

Felicitaciones señor Vargas Llosa, tiene usted los amigos que se merece.
¿Acaso cree que así podrá conseguir el Nobel que lo angustia tanto, por fin?. Bueno, los socialistas noruegos ltal vez le darán el de la Paz. Por cierto, la paz tal como la entenden sus aliados de hoy: "concilia con el terrorismo, negocia y pacta con él".
Por todo lo mencionado, y sobre todo, porque soy un demócrata que amo a mi patria y honro a su historia y a sus héroes y mártires, este jueves 16, escuchará usted mi voz, frente a su museo, gritando: ¡NO A LA INTOLERANCIA, SÍ A LA VERDAD!

Los invito a todos ustedes a hacer lo mismo. Saludos y disculpen lo extenso del mensaje.
________________________________

Vargas Llosa dijo estar conmovido de que sea Miraflores el lugar que acoja el museo. (Andina)

EL COMERCIO OCTUBRE 31, 2009

MVLL: Museo de la Memoria mostrará la violencia terrorista de forma neutral

14:33 | El escritor peruano, quien preside la comisión encargada de su creación, afirmó que el museo solo testimoniará la realidad de los años ‘80

El escritor peruano Mario Vargas Llosa resaltó la importancia que tendrá el Museo de la Memoria y garantizó la imparcialidad y objetividad al testimoniar la realidad de lo ocurrido en el Perú durante el periodo de violencia terrorista.

“Los que desconfían se darán cuenta que este museo va a mostrar de manera neutral el sufrimiento causado por el fanatismo e ilegalidad en la sociedad”, acotó en declaraciones a la emisora radial RPP.

El candidato a premio Nobel de Literatura, quien preside la comisión de alto nivel para la creación del Museo de la Memoria, saludó que el municipio de Miraflores haya otorgado un terreno para la construcción del museo.

Vargas Llosa declaró que el museo tendrá una misión básicamente didáctica “para que los hechos ocurrido durante el conflicto terrorista queden documentados y no vuelvan a ocurrir”. Además, añadió que es importante que la sociedad tenga la conciencia de lo ocurrido en el pasado.
________________________
PERU 21 OCTUBRE 29, 2009

Vargas Llosa: “El Museo de la Memoria será imparcial y no partidista”
El escritor se mostró satisfecho de que se vaya a construir en un terreno ubicado cerca al ex cuartel San Martín, en la avenida El Ejército, en Miraflores.

El escritor Mario Vargas Llosa se declaró “profundamente conmovido” de que sea Miraflores el lugar donde se construirá el Museo de la Memoria, tras asegurar que en dicho espacio se rendirá homenaje por igual a todos los peruanos que sufrieron el terrorismo, sin distingos políticos ni partidarios.

Como presidente de la comisión organizadora de este proyecto, Vargas Llosa participó, vía internet desde Madrid, en la sesión de concejo de Miraflores, donde se tomó la decisión de ceder en uso un terreno ubicado cerca al ex cuartel San Martín, en la avenida El Ejército, para la construcción del Museo de la Memoria.

“Ustedes son conscientes de que hay susceptibilidades y temores que se han expresado de múltiples maneras respecto al Museo de la Memoria. Les puedo asegurar (…) que va a ser una institución imparcial, no partidista, que va a dar testimonio del sufrimiento de todas las víctimas, con prescindencia de colores o posiciones políticas”, añadió.
________________________
LA REPUBLICA OCTUBRE 29, 2009

García afirma que Museo de la Memoria "corregirá errores"

El presidente de Perú, Alan García, señaló hoy que el Museo de la Memoria, que se levantará en Miraflores y estará dedicado al terrorismo y antiterrorismo entre los años 1980 y 2000, "corregirá errores", sin especificar a cuales se refería.

"El museo no será algo excluyente, ya que se construye con muchas perspectivas. Se hará algo importante, corregirá errores y se mostrarán las cosas de forma adecuada", afirmó García a los periodistas reunidos en Palacio de Gobierno.

Las palabras de García responden a las críticas generadas con la decisión de construir ese museo, algunas de las cuales provienen del interior del propio Gobierno, y que siempre apuntan en la misma dirección: una supuesta parcialidad del proyecto en contra de las Fuerzas Armadas.

El ministro de Defensa, Rafael Rey, afirmó el pasado 13 de octubre que la construcción del museo le parece "inconveniente, pero ya está autorizado por disposición presidencial (y) donde manda capitán, no manda marinero".

El predecesor de Rey, Ántero Flores Aráoz, también se mostró contrario al museo en su momento al considerar que en el país existían más prioridades y otros sectores conservadores, como el arzobispo Juan Luis Cipriani y la política Keiko Fujimori, también manifestaron su oposición al proyecto.

Hoy también se conoció la ubicación del futuro museo: un terreno de 8.000 metros cuadrados cedido por el barrio limeño de Miraflores y que se sitúa frente al Océano Pacífico.

La violencia en Perú entre 1980 y 2000 se saldó con 69.280 muertos, según el informe final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación, que atribuyó casi la mitad de las víctimas a Sendero Luminoso y al menos un tercio a "agentes del estado" (policías y militares). EFE
_______________________
LA REPUBLICA OCTUBRE 23, 2009

Los inelegibles
Cuidado con las visiones autoritarias en el país.

Augusto Álvarez Rodrich
alvarezrodrich@larepublica.com.pe

Una opinión reciente muy interesante aunque poco notoria fue la del vicepresidente Luis Giampietri cuando, en medio de otro episodio de su cruzada contra ONG, prensa o CVR, distinguió su papel del de quienes no han sido elegidos, lo cual puede proyectar una visión errada sobre el funcionamiento de la democracia.

En el debate sobre el museo de la memoria, Giampietri señaló –en versión que recogió Expreso– que “a mí me escogió el pueblo bajo el voto popular” mientras que al ex presidente de la CVR Salomón Lerner lo escogió Mario Vargas Llosa para que integrara la comisión para sacar adelante el proyecto.

Lo que dice Giampietri es cierto: él fue elegido vicepresidente y congresista en la lista del Apra, mientras que la presencia de Lerner en la comisión nombrada por el presidente Alan García para el museo, luego del impasse inicial, o fue sugerencia de Vargas Llosa o, al menos, contó con su anuencia.

Sin embargo, aunque Giampietri fue elegido, sería una arrogancia que no reconociera que ello fue consecuencia únicamente de la tremenda capacidad de arrastre electoral de Alan García. Es decir, el vicealmirante le debe su puesto de vicepresidente y de congresista al hoy presidente pues es poco creíble que él haya aportado una votación significativa adicional.

Esto plantea una interrogante que, cuatro años después, aún no tiene una explicación concluyente: más allá de creerse inmortal, o de quizá desear que se sienta malamente su ausencia en la eventualidad constitucional de tener que dejar el cargo, ¿por qué García escogió a Giampietri para vicepresidente?

Ninguna de las explicaciones que he escuchado hasta ahora son positivas, y van desde algún nexo por la matanza de El Frontón, hace un cuarto de siglo, en la que ambos acabaron involucrados, hasta favores de espionaje para la candidatura del Apra a través de un amigo común de García y Giampietri, el marino Elías Ponce Feijóo, hoy preso por el caso Business Track.

Volviendo a la declaración inicial del vicepresidente Giampietri, lo que no se debe aceptar o concluir en modo alguno de ella es que la opinión de ‘los elegidos’ pueda tener alguna legitimidad superior a la de los que no lo son.

Lamentablemente, sin embargo, en muchos lados está apareciendo una visión que es perniciosa para el funcionamiento de la democracia y que suelen esgrimir los gobiernos que llegan al poder a través de elecciones pero que, una vez ahí, sacan a relucir un talante autoritario, desde la Italia de Silvio Berlusconi hasta la Venezuela de Hugo Chávez, el Ecuador de Rafael Correa, o el Perú de García, en donde, con el argumento de que solo tienen voz los elegidos, se busca silenciar a la prensa independiente o a las ONG.
___________________________
EL COMERCIO OCTUBRE 14, 2009

EDITORIAL
Museo de la memoria debe continuar

La iniciativa de construir un museo de la memoria sigue despertando polémica. Y, ante las aprensiones expresadas por el impulsor del proyecto y presidente de la comisión ad hoc, Mario Vargas Llosa, es positivo que autoridades importantes del Poder Ejecutivo hayan reiterado su compromiso con el proyecto.

El laureado escritor dijo recientemente: “La comisión está trabajando en condiciones no fáciles, porque hay mucha hostilidad, sobre todo de los sectores recalcitrantes que estuvieron vinculados a las matanzas”.

Ante ello, el canciller José Antonio García Belaunde ha respondido oportunamente que las críticas de algunos personajes del Gobierno son netamente personales y no reflejan la posición del Ejecutivo, que tiene plena disposición de construir el museo. Se refería, por ejemplo, a la postura del ministro de Defensa, Rafael Rey, quien ha aclarado que, aunque la iniciativa le parece inconveniente, “ya está autorizada por disposición presidencial y donde manda capitán no manda marinero”.

Del otro lado, sin embargo, tampoco pueden soslayarse las amenazas contra el ex presidente de la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR), doctor Salomón Lerner Febres, que provendrían de sectores radicales y deben merecer acuciosa investigación y sanción.

Estos episodios evidencian lo controversial del asunto, por lo que tiene que imponerse un enfoque equilibrado para abordar el proyecto. Si queremos un Perú democrático, más justo y en paz, no podemos olvidar los extremos de la repudiable violencia e insania terrorista ni las circunstancias en que esta se dio. Asimismo, es penoso pero necesario recordar que los excesos los cometieron los terroristas, pero también ciertos elementos descontrolados del aparato estatal.

El museo, como dice Vargas Llosa, “no puede servir de propaganda política para nadie, porque entonces se desnaturalizaría”. Esa fue una de las condiciones que puso el presidente García al dar luz verde al proyecto, tras un tenso y áspero debate político: que se aplique un enfoque amplio, plural, inclusivo y ajustado a la verdad histórica.

El objetivo es conocer lo que realmente sucedió y sacar lecciones para evitar que se repita otra espiral tan violentista y sanguinaria. Al respecto, el informe de la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR) debe ser una referencia, pero no la única fuente. Hay otras, como la versión de representantes de la sociedad civil y de los estamentos militares y policiales, que tuvieron un papel principal en la lucha antisubversiva, que deben ser evaluadas con respeto y sin animosidad.

Hay que aprender de la experiencia de países como Alemania, cuya canciller ha entregado una importante donación para este museo, pero también de otras naciones que han sufrido dolorosos períodos de cruenta guerra interna.

En el caso del Perú se dan otras circunstancias particulares a considerar, relativas al poco tiempo transcurrido desde ese período oscuro y al intento del senderismo de seguir atacando al Estado y a la sociedad, ahora aliado al narcotráfico en el VRAE. En tal contexto, los varios soldados que, en los últimos meses, han ofrendado sus vidas en defensa de la patria no pueden ser olvidados en un museo de la memoria.

Tal como lo apuntamos recientemente, la única manera de evitar que las tragedias se repitan es recordando objetivamente cómo y por qué sucedieron, y tomando conciencia de la necesidad de la paz y la reconciliación para el futuro del país.
__________________________
EL COMERCIO OCTUBRE 13, 2009

Rey Rey reitera oposición a Museo de la Memoria

14:00 | El ministro de Defensa sostiene que es “inconveniente” pero dijo que acatará decisión que tome el presidente Alan García

(Efe) El ministro de Defensa, Rafael Rey, reconoció hoy que no es partidario del Museo de la Memoria que rendirá tributo a todos los caídos por el terrorismo y el contraterrorismo entre los años 1980 y 2000.

Este museo, aprobado el pasado 31 de marzo tras un mes de polémica, se construirá gracias a una donación de dos millones de dólares del Gobierno alemán, aporte que fue rechazado en un primer momento por el gabinete peruano, pero cuyo proyecto ya fue encargado a una comisión presidida por el escritor Mario Vargas Llosa .

Al ministro Rey el museo le parece “inconveniente, pero ya está autorizado por disposición presidencial (y) donde manda capitán, no manda marinero”, según dijo hoy en declaraciones a los periodistas.

MÁS OPOSICIÓN
El ministro justifica su oposición al proyecto porque “no ha pasado tiempo para ser objetivo” y porque dijo no creer en la teoría de que hubo en Perú un enfrentamiento entre dos bandos (terroristas y fuerzas armadas) cuyas consecuencias sufrió la sociedad.

“Esa teoría es injusta: hubo un enfrentamiento de los terroristas contra toda la sociedad, y la sociedad se defendió con sus Fuerzas Armadas”, añadió Rey.

El predecesor de Rey en Defensa, Ántero Flores Aráoz , también se mostró contrario al museo en su momento al considerar que en el país existían prioridades más importantes, y otros sectores conservadores, como el arzobispo Juan Luis Cipriani y la política Keiko Fujimori también han manifestado su oposición al proyecto.

POLÉMICO PROYECTO
El pasado fin de semana, en unas declaraciones desde Madrid muy difundidas en Perú, Mario Vargas Llosa reconoció que el proyecto del museo despierta “mucha hostilidad” y que hay “sectores recalcitrantes que estuvieron vinculados a las matanzas” que no quieren que se documenten aquellos hechos.

La violencia en Perú en las dos décadas anteriores se saldó con 69.280 muertos, según el informe final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación, que atribuyó casi la mitad de las víctimas a Sendero Luminoso y al menos un tercio a “agentes del estado” (policías y militares).
_____________________________
EL COMERCIO OCTUBRE 12, 2009

Museo de la Memoria se construirá pese a críticas, asegura el Gobierno

15:13 | El canciller García Belaunde informó que se comunicó con Mario Vargas Llosa para expresarle la voluntad del Ejecutivo

El canciller José Antonio García Belaunde aseguró que el Gobierno sí apoya la creación de un Museo de la Memoria, en respuesta a una declaraciones dadas por el escritor Mario Vargas Llosa .

En declaraciones a la prensa, García Belaunde manifestó que se comunicó con Vargas Llosa para expresarle la disposición del Ejecutivo para construir el museo.

Vargas Llosa, quien es presidente del grupo encargado de la elaboración del centro, advirtió trabas para elaborar el proyecto que recuerde a las víctimas de la violencia en el país, en declaraciones a la agencia AFP.

“La comisión está trabajando en condiciones no fáciles porque hay mucha hostilidad, sobre todo de los sectores más recalcitrantes que estuvieron vinculados a las matanzas: ellos no quieren que se documente algo que preferirían que el Perú olvide”, denunció Vargas Llosa.

OPINIONES NO VINCULANTES
Al respecto, García Belaunde manifestó que las opiniones de personajes vinculados al Ejecutivo que rechazan un proyecto de este tipo son “netamente personales”.

“Tampoco se puede pretender que el Gobierno amordace la opinión de algunos congresistas o algunos ministros de Estado”, indicó el titular de Torre Tagle durante un evento oficial.

El vicepresidente Luis Giampietri y el ministro de Defensa, Rafael Rey, han mostrado sus reparos a la construcción del museo

En otra oportunidad, Vargas Llosa manifestó que dicho proyecto se edificará en el Campo de Marte y estará listo en el 2011.
___________________________
LA REPUBLICA OCTUBRE 12, 2009

Escopeta de dos cañones en el museo
Por Augusto Álvarez Rodrich
alvarezrodrich@larepublica.com.pe

¿Realmente quiere hacerlo el presidente García?

Mario Vargas Llosa advirtió que la comisión del Museo de la Memoria no enfrenta condiciones fáciles por la oposición de sectores vinculados a la violación de derechos humanos, y un medio que se opone al proyecto le preguntó si la quería fácil. Es obvio que sencillo no va a ser, pero sería útil saber, cuanto antes, dónde se ubica el presidente Alan García en este debate.

“La comisión está trabajando en condiciones no fáciles porque hay mucha hostilidad, sobre todo de los sectores más recalcitrantes que estuvieron vinculados a las matanzas: ellos no quieren que se documente algo que preferirían que el Perú olvide”, dijo Vargas Llosa en Madrid.

El proyecto tuvo un primer obstáculo relevante cuando el gobierno, a través del entonces ministro de Defensa Ántero Flores Aráoz, rechazó la donación del gobierno alemán para su realización, señalando que el país tenía otras prioridades.

Eso dio lugar a muchas críticas. La más significativa, por su prestigio internacional, fue la de Vargas Llosa, lo que hizo recapacitar al presidente Alan García y pedirle al escritor que lidere una comisión para dicho fin integrada, además, por Salomón Lerner Febres, monseñor Luis Bambarén, Enrique Bernales, Fernando de Szyszlo, Frederick Cooper y Juan Manuel Ossio.

Desde entonces, crecieron las hostilidades contra el proyecto, incluyendo desde una campaña periodística de al menos tres diarios y comentaristas de otros medios, hasta amenazas de muerte al ex presidente de la CVR diciéndole que morirá igual que sus dos perros envenenados unos días antes.

La campaña también incluye expresiones públicas de miembros de muy alto rango del propio gobierno que –en teoría– le ha dado luz verde al proyecto de Museo de la Memoria. Empezando por el vicepresidente Luis Giampietri, de quien se podría decir, sin embargo, que por no tener un puesto de línea en el Ejecutivo –aunque él discrepe de eso– no tiene que compartir necesariamente el punto de vista de la administración.

Pero cuando se suman a la campaña el ministro Rafael Rey o el presidente del Comando Conjunto de las FF.AA., el general Francisco Contreras, surge la sospecha legítima de si el presidente García está realmente a favor de la realización del museo, como lo sugiere la designación de la comisión presidida por Vargas Llosa, o si esto solo fue un ‘engañamuchachos’ para sortear el desprestigio, como lo sugieren las declaraciones del actual ministro de Defensa, sin que estas encuentren una aclaración indubitable por parte del propio gobierno. Por ello, sería oportuno un comentario del jefe de Estado para saber dónde se ubica él en todo esto.
___________________________

EXPRESO SETIEMBRE 9, 2008

606 militares en la cuerda floja

Son procesados por recomendación de la CVR.
En el caso de los militares procesados por recomendación del informe final de la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR), han pasado cinco años en los que sólo ha sido resuelto un número mínimo de casos, la mayoría con sentencias absolutorias por falta de pruebas, y aunque la ley es clara en señalar que sólo se abrirá instrucción cuando se haya individualizado al presunto autor, en el 90% de los casos no se ha identificado a los autores directos o materiales, aún así siguen siendo procesados.

De acuerdo a la investigación efectuada por EXPRESO, desde el 2003 a la fecha se ha involucrado a un total de 800 integrantes de las Fuerzas Armadas entre denuncias y procesos, en tanto que 200 integrantes han quedado libres de toda responsabilidad.
Un total de 606 integrantes de las FF AA tienen pendiente de definición su situación jurídica en la Fiscalía o en el Poder Judicial, de ellos 481 se encuentran en retiro o son tropa licenciada y 125 se encuentran en actividad.

Del año 2003 a la actualidad, se ha iniciado un aproximado de 90 procesos, pero en la actualidad se encuentran en trámite a nivel del Ministerio Público 42 casos que están siendo investigados, y 35 procesos a nivel de Poder Judicial.

En la actualidad se encuentran culminados 13 procesos; 11 de ellos con sentencia absolutoria, pero existen dos casos con sentencia condenatoria: un oficial sentenciado a 14 años y un personal de tropa a seis años de pena privativa de la libertad, así como un oficial sentenciado a 20 años.

Equivocaciones
Los militares procesados por recomendación de la CVR no sólo han tenido que vender hasta sus propiedades para poder solventar sus defensas, sino que han sido víctimas de errores del sistema judicial.

El general de brigada (r) Felipe Arnaldo Villagra Barriga quien fue detenido el 9 del julio de 2006 fue variado a comparecencia el 24 de mayo de 2007, es decir, diez meses detenido sin pruebas y finalmente absuelto en octubre de 2007.
Asimismo, existió mandato de detención cumplido con posterior excarcelación por exceder plazo de carcelería sin sentencia, en los casos del SMO José Toledo Regalado, SMO Vicente Chupan Herrera, SMO Walter García Caipo y el coronel (r) Flavio Jonson Gallegos. Todos ellos provienen de los casos Cayara y Accomarca.

Caso Cayara
En el caso Cayara existió personal que sufrió mandato de detención posteriormente variado a comparecencia, por acreditarse que los sospechosos no se encontraban en el lugar de los hechos al momento de producirse el delito.

Por ejemplo, 18 efectivos que conformaban dos patrullas, de los cuales tres cumplieron la medida por no haberse individualizado su responsabilidad oportunamente; la medida fue dictada por el 4to Juzgado Penal Supraprovincial.
Inicialmente se dictó mandato de detención contra 104 miembros del Ejército Peruano (EP), los que siguen procesados, sin que se haya procedido a individualizar a los responsables. La denuncia se realizó el 27 de diciembre de 2004 por la Fiscalía Provincial Especializada en DD HH de Ayacucho.

El auto de apertura de instrucción se dictó el 1 de julio de 2005, sólo contra el personal militar y la etapa de instrucción duró hasta el 1 del noviembre de 2007, es decir 28 meses, cuando el plazo legal en procesos penales ordinarios es de 12 meses máximo, conforme al artículo 202 del Código de Procedimientos Penales.
Otra de las irregularidades es que desde el 16 de noviembre de 2007, el expediente (49-2005) se encuentra en la Fiscalía Superior Penal para su informe fiscal, a pesar de que el plazo para emitirlo es de un mes, lo que significa que tiene 8 meses de atraso.

Caso Accomarca
En el caso Accomarca con expediente 2005-00039-0-1801-JR-PE-03 Tercer Juzgado Penal Supraprovincial, la denuncia fue presentada el 31 de enero de 2005 por la Fiscalía Provincial Penal de Derechos Humanos de Ayacucho.
El 31 de mayo de 2005 se dicta el auto de apertura de instrucción cuya etapa hasta ahora no concluye, es decir lleva tres años y tres meses en instrucción cuando el plazo máximo legal es de 12 meses.
Cabe indicar que son 29 los procesados, a los que se dictó mandato de detención sin individualizar responsabilidades, habiéndose revertido la medida en diez casos, por medida de comparecencia.

Caso Los Cabitos
El caso de Los Cabitos, el expediente 10218-2004-Juzgado Penal de Ayacucho fue elevado a la Sala Penal Nacional, la cual lo devolvió al juzgado de origen en Ayacucho, a fin de que en 60 días se actúen todas las pruebas solicitadas por la Fiscalía Superior en marzo del 2007. Hasta la fecha el juzgado no cumple con dicho pedido, lo que significa que existe un proceso abierto desde el 2004, y aún no se cumple con actuar todas las pruebas solicitadas por la Fiscalía al Poder Judicial.

Caso Pucará
En el caso Pucará con expediente 2004-19-0-1501-JR-PE-03-3º Juzgado Penal de Huancayo hay ocho efectivos procesados, todos con mandato de detención vigente, y un proceso abierto en el año 2004, que aún se encuentra en etapa de instrucción, habiendo excedido largamente el plazo de 12 meses que prevé la ley procesal pues el juzgado lo ha declarado como proceso “complejo”.
María Teresa García

Casos contra militares recomendados por la CVR
1. Desapariciones, torturas y ejecuciones extrajudiciales en la Base Militar “Los cabitos” 1983 – 1995
2. Las ejecuciones extrajudiciales en Pucayacu II – 1985
3. Las ejecuciones extrajudiciales en Accomarca – 1985
4. Las ejecuciones extrajudiciales de Pomatambo y Parcco Alto – 1986
5. Las ejecuciones extrajudiciales y encubrimiento en Cayara – 1988
6. Las ejecuciones extrajudiciales de Pucará – 1989
7. Desaparición y tortura en la Base Militar “Los laureles” – 1990
8. Las desapariciones de los estudiantes de la Universidad Nacional del Centro – 1990 – 1992
9. Desapariciones forzadas y asesinato de autoridades en Chuschi – 1991
10. Las ejecuciones extrajudiciales en Santa Bárbara – 1991
11. Desapariciones en la Base Militar de Santa Rosa – 1988
12. Las ejecuciones extrajudiciales durante la estrategia contrasubversiva en la margen izquierda del río Huallaga 1989 – 1994
13. Homicidio calificado en agravio del periodista Hugo Bustíos – 1984
14. Desaparición de candidatos a la alcaldía de Huancapi – 1991
15. Desaparición del ex teniente alcalde de Quinua, Constantino Saavedra, ocurrido el 1 de octubre de 1990
16. Ejecuciones arbitrarias en Sancaipata – junio de 1983
17. Caso Walter Castillo Cisneros

La clave
Las diversas Fiscalías del país han estado solicitando ante el Poder Judicial, y éste ha aceptado, pedidos de mandato de detención sin individualizar a los presuntos responsables, lo que ha generado que se haya dictado dicha medida en contra de más de 100 miembros del Ejército por un solo expediente, lo cual, según los expertos, es todo un abuso de las facultades de los jueces, que no respetan los requisitos previstos en el artículo 135 del Código Procesal Penal de 1991 para dictar la medida.
_________________________
PERU 21 AGOSTO 31, 2008

Cipriani entra al debate sobre la Comisión de la Verdad y Reconciliación

El cardenal defendió a las Fuerzas Armadas. El ministro de Defensa, Ántero Flores-Aráoz, respaldó sus palabras y reiteró que los ex comisionados “ya fueron”.
12345Compartir Enviar
Autor: Víctor Calderón. Aquello de ‘a Dios rogando y con el mazo dando’ se convierte en una palpable realidad cuando es el cardenal Juan Luis Cipriani el que está en el centro del altar mayor oficiando una misa.

Ayer, durante su homilía en el homenaje a Santa Rosa de Lima, el Primado de la Iglesia peruana entró a terciar en un debate que enfrentaba a los ex miembros de la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR) con el vicepresidente Luis Giampietri y los ministros Ántero Flores-Aráoz y Rafael Rey.

“Como se ha puesto de moda desde hace algunos años, se ataca a las fuerzas armadas y a las fuerzas policiales. Por eso, hoy le pedimos a Santa Rosa que nuestra Patria acoja con respeto, con agradecimiento, sin ideologías, sin odios, la presencia de una policía y de unas fuerzas armadas. Son demasiado importantes los derechos humanos para que los dejemos en manos de un pequeño grupo ideológico”, pronunció.

Pero no se quedó ahí. A continuación, dijo que “los derechos humanos surgen con la persona misma, no es un conjunto sistemático organizado por un grupo. Las Naciones Unidas lo convierten en un plan concreto en el año 1948, pero llevamos una temporada en que se ha convertido en bandera política de un grupo contra otros”.

ÁNTERO CELEBRA. El mensaje de Cipriani fue bien recibido por el ministro de Defensa, Ántero Flores-Aráoz, quien insistió en que el Estado no tiene por qué cumplir con todas las recomendaciones de la CVR ya que estas no son leyes ni fallos vinculantes.

“Yo ya he dicho que las personas que integraron la Comisión de la Verdad ya fueron. Son ex, pero están dale que dale con exigir al Estado el cumplimiento de sus recomendaciones. No entiendo por qué dan tanto brinco ni por qué chillan tanto. El Estado tiene sus límites y el presupuesto no es chicle”, aseveró, en diálogo con Perú.21.

El titular de Defensa señaló que coincide totalmente con el cardenal Cipriani en que los derechos humanos no son patrimonio de un solo grupo ideológico, ya que las Fuerzas Armadas también tienen derechos humanos, derecho al debido proceso, a un juicio justo y a que los procesos judiciales no se conviertan en eternos.

“Por qué tienen que ser los derechos humanos solo para un lado. Las Fuerzas Armadas también tienen derecho a que se les respete y no se generalice. Es verdad que ha habido casos de excepción, pero yo niego que haya habido una política para conculcar los derechos humanos”, añadió.

VERGÜENZA AJENA. Como era de esperarse, las palabras del Arzobispo de Lima fueron rechazadas por completo por el ex comisionado Carlos Tapia.

“Qué curioso que coincida con Rafael Rey, que también es del Opus Dei; con Ántero Flores-Aráoz, que representa a la derecha, y con los fujimoristas. ¿Quiénes se oponen a la CVR? Los que quieren la impunidad. Como dice un viejo proverbio: Dios los cría y ellos se juntan”, apuntó.

Agregó que “sería una vergüenza y una ofensa para nosotros, los ex miembros de la CVR, que monseñor Cipriani –quien dijo en una oportunidad que los derechos humanos eran una cojudez– o que los fujimoristas aplaudieran nuestro informe”.

Tapia, quien se desempeña actualmente como vocero del líder nacionalista Ollanta Humala, estimó que no se podía esperar otra cosa del Primado de la Iglesia católica, ya que creer que el Opus Dei va a defender los intereses de los pobres “es como creer que los chanchos vuelan”.

“El cardenal está preocupado por el informe de la CVR, porque ahí se muestra que, cuando era obispo de Ayacucho, no dijo nada cuando se violaron los derechos humanos de los campesinos o se asesinó a comuneros en el cuartel Los Cabitos. Quiere lavar su alma, pero no podrá”, argumentó.
_______________________________
PERU 21 28 de agosto de 2008

“¿Quiénes pedirán perdón por 1,200 militares caídos?”

Jefe del Ejército, Edwin Donayre, sostiene que la CVR solo ha polarizado a la población. Bernales y Hart dicen que funcionarios no han leído informe y que opinan a partir de prejuicios.

La cruda realidad que la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR) expuso sobre los 20 años de violencia que vivió el país no ha llevado hasta hoy, cinco años después de la presentación del informe, a una verdadera reflexión acerca de lo que sucedió en esa época ni de lo que se debe hacer para lograr una verdadera reconciliación.

Prueba de ello es que importantes representantes del Gobierno han salido, en los últimos días, a criticar el documento de 8,000 páginas y nueve tomos de la CVR.

Ayer mismo, el comandante general del Ejército, Edwin Donayre, recordó que las Fuerzas Armadas también perdieron a cientos de militares y que nadie ha ofrecido disculpas por ello.

“Ya he dicho que los excesos que hubo se sancionen y, más bien, ¿cuántos y quiénes van a pedir perdón por mis más de 1,200 fallecidos, por más de 1,400 discapacitados que tiene el Ejército?”, preguntó el general.

Muestra de la poca importancia que el jefe del Ejército parece darle al trabajo de la CVR es su afirmación de que la comisión “no fue el mecanismo más adecuado” para lograr la reconciliación porque, en lugar de ello, ha polarizado más a la población. También aseveró –en declaraciones que dio a la agencia Andina– que “gracias a las Fuerzas Armadas y a los comités de autodefensa hoy se vive una situación de paz y de tranquilidad”.

El ministro de Defensa, Ántero Flores-Aráoz, reiteró, por su parte, que “no se puede poner al Estado de rodillas frente al terrorismo ofreciendo disculpas” y que, si no se entiende que el Estado es el que debe decidir qué es lo que se hace con las recomendaciones de la CVR, “estamos reventados”.

En todos los tonos, el titular del sector se negó a aceptar la afirmación de que hubo políticas de Estado para la violación de los derechos humanos, y sostuvo que algunos hechos singulares, como los de Putis y de Accomarca, son “dos golondrinas que no hacen un verano”, aunque los rechaza y considera que deben ser investigados.

DESCONOCIMIENTO. Frente a todas las críticas, el ex comisionado Enrique Bernales respondió que todas esas expresiones revelan que las personas, por más importantes que estas sean, no han leído el informe y que opinan a partir de prejuicios y no de un conocimiento cierto.

“Si hubieran leído, habrían constatado que el informe de la CVR encuentra la responsabilidad principal y directa de todo el horror que vivió el Perú en Sendero Luminoso, en su actitud terrorista, en su impiedad para matar... En segundo lugar, encontrarían que no hay ni una sola página en la que se diga que hay responsabilidad institucional de las Fuerzas Armadas”, declaró a Perú.21.

Una parte del informe señala, sin embargo, que “en ciertos lugares y momentos del conflicto, la actuación de los miembros de las Fuerzas Armadas no solo involucró algunos excesos individuales de oficiales o personal de la tropa, sino también prácticas generalizadas y sistemáticas de violaciones de los derechos humanos”.

Sobre el particular, Bernales precisó que la referencia a prácticas sistemáticas de violaciones a los derechos humanos en “ciertos lugares y momentos” implica que la responsabilidad es de ciertos mandos. En tanto, la también ex comisionada Beatriz Alva Hart explicó que esas palabras entrecomilladas indican que esa política de violación a los derechos humanos no se aplicó durante todo el tiempo de la guerra con Sendero Luminoso, sino en tiempos y lugares específicos.

Alva resaltó la necesidad de que las Fuerzas Armadas admitan sus errores y asuman sus responsabilidades por los excesos cometidos para poder caminar hacia una verdadera reconciliación, pero también recordó que en el informe se reconoce el heroísmo y el valor de los militares en la lucha por la recuperación de la paz en el país.
______________________________
EXPRESO 28 de agosto de 2008

Un total de 1,186 muertos y 953 discapacitados del Ejército dejó la lucha contra la subversión

Mientras unos sufren persecución judicial otros suplican por mejores sueldos.
Es difícil mirarlos a los ojos y no sentir tristeza y admiración, es difícil responderles cuando te preguntan cómo hacer para que les reconozcan los años perdidos, la entrega por una patria que hoy les da la espalda. Héroes olvidados repiten sin cesar, héroes de la pacificación. Tienen razón gracias a ellos hoy estamos libres de la insania terrorista, gracias a ellos caminamos sin temor a que una bomba explosiva nos quite lo más preciado: La vida. Pero... con un gracias no basta...

En las últimas semanas hemos sido testigos del pedido de libertad –casi suplicante– de un grupo de militares que hoy se encuentra en prisión por luchar contra la subversión y de miles de ellos que exigen pensiones y remuneraciones justas. Una solicitud que se entiende si consideramos que fueron 1,186 soldados del Ejército, entre oficiales y personal de tropa, los que murieron en enfrentamientos con Sendero Luminoso (SL) y el Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA).

Según información proporcionada a EXPRESO además de esta cifra alarmante de muertos queda otro número también conmovedor: 953 militares discapacitados que se encuentran limitados de sus actividades diarias por alguna deficiencia física o psíquica adquiridas durante el cumplimiento del deber. El diagnóstico, en su mayoría, casos de mutilación, parapléjicos y ciegos.

Pese a este trágico cuadro, sin embargo poco o nada se ha hecho por darles el reconocimiento merecido por su entrega a la patria. Así lo manifiesta el presidente del gremio “Héroes por la Pacificación”, mayor EP (R) Raúl Díaz Marín, institución que agrupa a los discapacitados del Ejército. Díaz Marín nos señaló que desde hace dos años vienen solicitando al Estado su reconocimiento como víctimas de la subversión y la reparación moral por el daño del que fueron objeto por parte de los terroristas, lamentablemente aún no han encontrado respuesta a su pedido.
“Cuando se presentó el informe final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación” (CVR) en el Museo de la Nación nosotros fuimos a protestar porque no se nos tomó en cuenta, porque no se ajustaba a lo que realmente sucedió. Nosotros hemos reclamado por años atención, apoyo y reconocimiento del Estado y esperamos que podamos conseguirlo. Queremos que nos den la categoría de Defensores Calificados de la Patria, así como se lo dieron a quienes combatieron en el Alto Cenepa. Fue valioso su esfuerzo ante un conflicto exterior pero nosotros tuvimos que hacer frente a dos décadas de terror. No pedimos más que un reconocimiento”, comentó.

A decir de Díaz Marín, si bien se dieron una serie de leyes como la 2530, la 24373 y la 25413 para proteger a aquellos miembros de las fuerzas del orden que iban a zonas de emergencia y morían o quedaban discapacitados con la finalidad de darles pensiones justas, con el tiempo dichos beneficios les fueron recortados y muchos otros no se cumplieron.

“Por ejemplo, yo combatí desde los años 80 pero es en el año 92 que resulté herido. Perdí la visión y quedé mal de la columna por un impacto de bala. Cuando ocurrieron los hechos tenía el grado de mayor y me quedé en ese grado a pesar de que la ley dice que en caso de resultar herido en combate debemos ser promovidos al grado inmediato superior. Yo vi morir a mis soldados, los vi agonizar y aferrarse a la vida ¿Quién me quita a mí ese dolor, esas imágenes que no puedo borrar de mi mente?”, agregó el mayor, en voz entrecortada, conteniendo el llanto “Un héroe no llora, señorita”, me decía.

Pero el mayor Díaz no es el único que ha pasado por esta dolorosa experiencia, junto a él hay 952 discapacitados más, muchos de los cuales quieren contar su historia porque –según comentan– sólo así los recordarán. “Estuve en zona de emergencia y me enfrenté a Sendero tres veces, la última es donde me hieren. Hoy estoy parapléjico. No saben la vida que uno lleva allá en plena zona de conflicto. Uno piensa que es fácil estar ahí. Cuando se tiene enfrentamiento frente a frente, no sabes quién te dispara, o matas o te matan”, nos narra el cabo Jaime Bellido García.

Proceso a militares
Un tema que hasta el momento no tiene solución es el caso de los ocho militares que actualmente se encuentran en prisión por los casos Accomarca y Cayara ocurridos en Ayacucho en los años 80. Consultado por EXPRESO el destacado penalista Mario Amoretti Pachas señala que las denuncias hechas a estos defensores de la patria carecen de sustento al no haber pruebas que verdaderamente los involucren en el hecho.

“El caso de uno de ellos es más triste porque justo el día en que ocurrieron los hechos cumplía ese día 18 años. Osea si hubiera ocurrido un día antes a lo mejor no le pasaba nada. Pero lo grave del asunto aquí es que si ya existe una persona que se ha declarado autor del delito por qué entonces los siguen persiguiendo”, comentó.

Amoretti Pachas manifestó que sólo con la aplicación del nuevo Código Procesal Penal se podrá subsanar el error cometido con estos militares, en tanto se señala que antes que una persona pase ante un juez tiene primero que ser investigado y después de ello denunciado por el fiscal y no como viene ocurriendo en la actualidad donde la parte agraviada acusa e inmediatamente se detiene a la persona sin prueba alguna.

JEANETTE PÉREZ OSORIO
Testimonios de una guerra ganada para el Perú
Cabo Gilbert Fontes García víctima de una emboscada terrorista el 1 de setiembre de 1991 en la ciudad de Primavera, Aucayacu. Una esquirla le reventó el ojo.

“Me incomoda la indiferencia de las autoridades que ahora gozan de la democracia. Cuando los políticos no quisieron asumir su rol de autoridades en la zona de emergencia nos enviaron a nosotros, los militares. Dimos el pecho, la vida y ahora nos juzgan. Quizás hubo excesos de parte de algunos pero no fuimos todos. Ahora hablan del Ojo que llora. Mire señorita este ojo (de vidrio) nunca lloró. Los mejores años de mi juventud los pasé sirviendo al Ejército. No me arrepiento, pero pido a gritos que me escuchen”.

Técnico de primera, Rafael Pereyra Peña víctima de una emboscada el 12 de agosto de 1990 en la provincia de Cotabambas, Apurímac. Un explosivo le reventó el estómago.
“Nosotros servíamos a la Base Antisubversiva Collurqui cuando en momentos en que procedíamos a realizar un patrullaje nos emboscaron. Cuatro de mis hombres murieron y tres, entre ellos yo, quedamos discapacitados. No puedo ingerir bien mis alimentos. No tengo vergüenza de estar como estoy porque defendí mi país. Sólo deseo no seguir mendigando ayuda. En otros países no se trata así a los héroes”.

Teniente de infantería Roberto Zapata Zamatta, víctima de una emboscada el 23 de abril de 1990 en Tarma. Una explosión lo dejó ciego y se mantiene con una esquirla en el cerebro y otras seis que le fueron extraídas en diferentes partes del cuerpo.
“Cuando pasó la emboscado perdí el sentido. No sé cómo sobreviví y cómo llegué al hospital. Sufrí un shock traumático y recién a los 19 días es que pude reaccionar. Es doloroso. Vivo con una esquirla en la cabeza. Perdí la vista ¿Y mi familia? ¿Cómo quedó ella? Sufren señorita, claro que sufren”.

Sargento segundo de infantería Jesús Quispe Condori. Fue víctima de una emboscada cuando iba a dar seguridad a una torre de alta tensión en Huancavelica. Su diagnóstico es fractura expuesta, pie-peroné con corte 2 cm.

“En ese momento éramos 21 personas cuando nos atacaron desde los cerros. Fuimos emboscados con ocho cargas de dinamita. Siete de mis compañeros murieron, sus cuerpos despedazados, las piernas por un lado, la cintura... en fin (lágrimas). Yo tenía 18 años. Los terroristas bajaban a rematarnos. No sé cómo, pero sobreviví. Me siento mal porque nadie sabe lo que me pasó ahí. Soy un héroe, pero a nadie le importa”.

Sargento segundo, Pedro Pablo Medina. Víctima de una emboscada en Huacho, el 23 de abril de 1991. Producto de una explosión quedó ciego.
“Recuerdo el hecho como si fuera ayer. Cuando estábamos haciendo una labor de patrullaje, nos emboscaron dos camionetas que nos cerraron el paso, no pudimos escapar. Arrojaron una granada de guerra al carro y hubo explosión. Eso y luego el sonido de disparos es lo único que recuerdo. Fue cuando llegué al Hospital Regional de Huacho que me di cuenta que no veía. Cinco años me costó asimilar el que estaba sin vista. Nos miran con compasión y no debería ser así. Soy un discapacitado, pero porque luché por la paz de la que ahora gozan. No queremos compasión, sí reconocimiento”.

Comisión de la Verdad
La Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR) señala que, por decisión del gobierno constitucional mediante decreto supremo expedido el 29 de diciembre de 1982, las Fuerzas Armadas tenían el deber de enfrentar a los grupos subversivos que desafiaban el orden constitucional de la República y vulneraban los derechos fundamentales de los ciudadanos. Sin embargo, más adelante afirmaría que en ciertos lugares y momentos del conflicto la actuación de miembros de las Fuerzas Armadas no sólo involucró algunos excesos individuales de oficiales o personal de tropa, sino también prácticas generalizadas y/o sistemáticas de violaciones de los derechos humanos, que constituyen crímenes de lesa humanidad así como transgresiones de normas del Derecho Internacional Humanitario.

Una verdad a medias si consideramos que el personal de tropa, en su mayoría jóvenes de 18 años que cumplían su Servicio Militar Obligatorio (SMO) no fueron responsables de lo que cometieron sus jefes. Este jueves 28 se cumple cinco años de la presentación de la CVR. Este jueves se efectuará a las 18:00 horas un acto público ante el monumento a las víctimas del terrorismo “El ojo que llora”. Este jueves también se debería recordar a aquellos miembros de las Fuerzas Armadas que hoy claman justicia. “Los héroes no lloran, señorita”, me decía el Cabo Gilbert Fontes. Quién sabe si lo que están esperando es que lloren, para recién escucharlos.

La clave
“La injusticia que se viene cometiendo con los militares presos, con las viudas, jubilados y discapacitados es injusto. El mundo está al revés. El gobierno los reclutó y ellos cumplieron una misión y era defender la patria”, señaló Roberto Kiabra, ex comandante del Ejército.

El dato
Hoy más de 40 mil miembros de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional del Perú saldrán a las calles para reclamar al gobierno que de una vez por todas se les otorgue remuneraciones justas. No debería ser así, sin embargo sólo en el Perú se trata así a los héroes.
__________________________________
LA REPUBLICA 27 de agosto de 2008

Antero Flores cuestiona reclamos de los comisionados de la CVR

Rechaza pedido de que las Fuerzas Armadas presenten disculpas a las víctimas de la violencia. Dice que sería poner de rodillas al Estado.
César Romero

Cierra filas . Ministro de Defensa, Antero Flores-Aráoz, respalda la decisión de las FFAA de no colaborar con la justicia.

El ministro de Defensa, Ántero Flores-Aráoz, prácticamente le pidió ayer a los ex integrantes de la Comisión de la Verdad y Reconciliación que se queden callados y no vuelvan a hablar de sus recomendaciones.

"Los ex miembros de la CVR actúan como si estuvieran vigentes. Los señores son ‘ex’, ya cumplieron su misión, ya emitieron su informe y, sin embargo, todos los días salen a pontificar y a señalar virtudes y defectos, y a pedirle al Estado que cumpla con las recomendaciones", afirmó Flores-Aráoz.

Además, respondiendo al pedido para que las Fuerzas Armadas presenten disculpas a las víctimas por los excesos en la lucha antisubversiva, el ministro de Defensa afirmó que eso sería un gran error y significaría poner al Estado de rodillas.
Los reclamos para que el Estado y, en especial, las Fuerzas Armadas pidan perdón por los atropellos cometidos durante el conflicto producido entre 1980 al 2000 se dan en el marco del quinto aniversario, mañana jueves, de la entrega del Informe Final de la CVR.

Los comisionados de la CVR y otros líderes de opinión han señalado la necesidad del Estado de ofrecer disculpas a las víctimas como una manera de asegurar que estos casos no se volverán a repetir.

Sin embargo, esa posibilidad es rechazada tanto por el ministro de Defensa como por el primer vicepresidente, almirante en retiro, Luis Giampietri y los sectores militares. Solo el primer ministro Jorge del Castillo ha tenido palabras de respaldo a la labor de la CVR para que el país conozca la verdad de la guerra.

CONTRA LA CVR
La posición de los sectores duros del gobierno aprista es respaldada por los voceros y líderes del fujimorismo, como la congresista Luisa María Cuculiza, para quien la CVR solo dividió al país.

El vicepresidente Giampietri afirma que la CVR "no ha aportado nada para la pacificación; por el contrario, ha polarizado las posiciones que defienden el papel de las Fueras Armadas con aquellas posiciones que las culpan de violar los derechos humanos".

"Al Estado que nos defendió a todos, al Estado que tenemos que proteger, es al que queremos ponerlo de rodillas para que pida perdón por lo que iniciaron e hicieron principalmente otros. Creo francamente que ese es un error", precisó el ministro Flores-Aráoz en una entrevista en CPN Radio.

El ministro de Defensa subrayó que los militares actuaron "como reacción" ante la violencia provocada por otros para salvar al país "del caos que era el terrorismo, que había generado miles de muertes, miles de viudas, destrucción, caos, orfandad y viudez".

DATOS
Muertos. La CVR señaló que la guerra interna que enfrentó al Estado con los grupos terroristas Sendero Luminoso y el MRTA causó unos 70.000 muertos
Responsabilidad. El informe de la CVR precisó que un 54 por ciento de los muertos fue por obra de Sendero Luminoso y el otro 44.5 por ciento lo atribuyó a la reacción de las fuerzas del orden y grupos paramilitares. Los militares dicen que este porcentaje es exagerado.

Desinformación afecta a militares
El presidente de la Sala Penal Nacional Pablo Talavera calificó ayer de frustrante la poca colaboración de los institutos armados para proporcionar información e individualizar responsabilidades en los procesos por violaciones de los derechos humanos, lo que, dijo, impide que se emitan sentencias justas no solo para las víctimas, sino también para los procesados.

Además, Talavera aclaró que no todos los miles de militares que participaron en la lucha contrasubversiva están siendo procesados, sino solo algunos pocos, por lo que se puede hablar de persecución. "Las personas que están siendo procesadas son aquellas a las que se les imputan hechos tan graves como ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, torturas y otros delitos", precisó.

El magistrado también precisó que no todos los militares denunciados o procesados son sentenciados, ya que varios vie-nen siendo absueltos en los tribunales. "Hay sentencias que han sido confirmadas por la Corte Suprema, como es el caso Chuschi, Castillo Páez, Hugo Bustíos y Valladares. Pero quisiera apuntar que hay otros casos en los que se han absuelto a varios oficiales del Ejército y la Policía. Eso demuestra la abso-
luta imparcialidad y la no persecución", expresó Talavera.
____________________________

EXPRESO 13 de agosto de 2008

“Sí hay militares presos por luchar contra el terrorismo”

Desmiente a presidente de Sala Penal Nacional, Pablo Talavera, quien señaló que los militares procesados no están encarcelados.
“Sí hay militares presos por luchar contra el terrorismo”. Así de claro fue el ministro de Defensa, Ántero Flores-Aráoz quien de esta manera respondió al presidente de la Sala Penal Nacional, Pablo Talavera, luego de que este afirmara que los militares procesados por supuestamente haber cometido actos de lesa humanidad, no están encarcelados y gozan de su libertad.

“Es absurdo decir que no están presos. Si Talavera no cree, enséñenle las fotos. Tengo todas las estadísticas y los tiempos de los militares que hoy se encuentran privados de su libertad. Hay muchos casos en los cuales no han comparecido ante un juez y por ello ni siquiera han hecho su descargo. No obstante, ya tienen más de un año de prisión. Como ministro de Defensa es mi obligación dar a conocer un hecho totalmente injusto”, manifestó en conversación con EXPRESO.

El titular de Defensa sostuvo que si bien de los 632 casos, sólo ocho militares están presos, el hecho de que los demás no lo estén, no significa que no tengan que pasar por el humillante “martirio” de ir a las audiencias, dejando de lado en muchas ocasiones su trabajo u otras ocupaciones. “Es un maltrato psicológico el que vienen sufriendo nuestros soldados y es momento de que los peruanos protestemos por esta agresión a nuestras Fuerzas Armadas”, subrayó.

Efectivamente, y tal como lo diéramos a conocer el pasado 8 de agosto, muchos de estos militares procesados son personal de tropa, 512 en total; de esta cifra 229 han pasado por un juzgado y 283 por una fiscalía, es decir en este último caso recién están en proceso de investigación. Según nos han señalado los propios soldados hoy detenidos, no han asistido a ninguna diligencia judicial. Cuentan que han solicitado su comparecencia en diferentes fechas y circunstancias, sin embargo todas ellas han sido denegadas bajo el alegato de que no son procedentes.
Jeanette Pérez Osorio

Estos son nuestros soldados maltratados
Pedro Lozada Rázuri, natural de Chimbote, cuando sirvió al Ejército apenas tenía 18 años. Fue detenido en el 2006 acusado de delito de lesa humanidad por el caso Cayara, ocurrido en el año 1988. Con cuatro hijos, hoy no cuenta con un abogado de oficio, apenas el representante legal puesto por las propias Fuerzas Armadas.
Saúl Gamboa Reynaldo también es procesado por el caso Cayara. Detenido en agosto del 2007. Sólo en una oportunidad se entrevistó con su abogado de oficio.

Eugenio Cerca Arias fue detenido en mayo del 2007 por el caso Cayara, sufrió seguimiento de los terroristas en donde asesinaron a su padre, tío y amigo. Según ha comentado, es familiar del congresista José Anaya Oropeza.
Vicente Chupán Herrera, procesado por el caso Accomarca. Detenido en agosto del 2005. Lleva 36 meses y debería salir por proceso de excarcelación, sin embargo aún sigue en prisión.

Francisco Marcañaupa Osorio, acusado de participar en el caso Accomarca. Detenido en abril de este año, no cuenta con un abogado de oficio.
José Contreras Paulino, procesado por el caso Accomarca. Natural de Satipo, fue detenido en mayo de este año cuando participaba de la Cumbre de los Pueblos. Desconocía que venía siendo procesado.

Adrián Aróstegui Morales, acusado por el caso Valladares. Lleva 11 meses detenido desde noviembre del 2007.
Óscar Carrera Gonzales sufre detención por el caso Bendezú Vargas. Fue detenido en el año 2007.
_______________________________
EXPRESO 11 de agosto de 2008

Ministro Flores-Aráoz ‘cuadra’ a Poder Judicial

Asegura que tenerlos con procesos “interminables” les hace daño irreversible.
“Justicia que tarda no es justicia”, fue la frase con la que el ministro de Defensa, Ántero Flores–Aráoz, expresó su malestar por las continuas demoras que se registran en el Poder Judicial (PJ) en los procesos seguidos a los integrantes de las Fuerzas Armadas por su presunta responsabilidad en los excesos cometidos en la lucha contra el terrorismo.

En diálogo con EXPRESO, Flores–Aráoz hizo un severo llamado de atención a ese poder del Estado para que agilice los procesos por supuesta violación de los derechos humanos durante la lucha antiterrorista que dejó más de 20 mil muertos.
En tal sentido, instó al PJ a cumplir con los plazos legales, actuando con mucha más rapidez, pues argumentó que es inadmisible que se tenga a los ex combatientes de la guerra armada yendo a audiencias constantemente y por años, impidiéndoles que puedan realizar otras actividades. “Eso es bien problemático”, expresó.

Dijo que de continuar en la misma situación en el que los procesos son “interminables” se seguirá haciendo mucho daño a los ex uniformados. “No se puede tener a la gente colgada de un hilo”, subrayó.

Como ejemplo mencionó el caso del general del Ejército Peruano (EP) José Williams Zapata, actual representante del Perú ante la Junta Interamericana de Defensa con sede en Washington, quien cada dos meses debe retornar al Perú para reportarse ante el Poder Judicial.

“Williams fue el gran artífice de la operación Chavín de Huántar, que permitió la recuperación de la casa del embajador del Japón, que fuera tomada por el MRTA y se encuentra en esta situación”, apuntó, tras recalcar que Williams es procesado por la matanza de Accomarca ocurrida en 1985.
“Con mis palabras pretendo sensibilizar al Poder Judicial para que los procesos caminen mas rápido porque cuando eres fiscal o vocal y estás ahí sentadito (en el despacho), no pasa nada; pero cuando estás en las condiciones de ellos (militares procesados y encarcelados) es diferente. Eso no es justo”, puntualizó.

No a la impunidad
No obstante, Flores-Aráoz aclaró que con sus declaraciones de ninguna manera intenta crear impunidad en los casos en que verdaderamente hubo excesos, ni está aplaudiendo ni justificando violaciones a derechos humanos, sino que más bien exige que a los militares también se les respete sus derechos humanos entre los que está el debido proceso y una legítima defensa.
Demandó también se ponga en vigencia cuanto antes el nuevo código procesal penal, de lo contrario los procesos seguirán interminables.
DIANA DE LA CRUZ NÚÑEZ

Inmerecido castigo
El 8 de agosto, EXPRESO publicó el testimonio de soldados que dijeron sentirse traicionados por el Estado y que hablaron en representación de los 632 militares procesados que existen en el país. Sobre el particular, el titular de Defensa reconoció que hay mucha gente inocente a los que se les llamó para luchar por conseguir la paz y pusieron en peligro sus vidas, lucharon contra el terrorismo y ahora se encuentran en calidad de delincuentes. “Lógicamente se sienten en una situación de impotencia frente a procesos que consideran injustos, dado que lo que ellos hicieron fue luchar por la pacificación del país”, concluyó.

El dato
A más tardar la próxima semana se conocerá el fallo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) sobre el pedido de interpretación de la sentencia emitida por el caso Castro Castro, según informó el vocero de este tribunal supranacional, Arturo Monge.
____________________________
EXPRESO 08 de agosto de 2008

“El Estado nos ha traicionado”
Lucharon contra la subversión y hoy son perseguidos judicialmente.

Combatieron la violencia en una época en la que el país enfrentaba no sólo el ataque de Sendero Luminoso que dejó un total de 31,331 muertos sino también al Movimiento Revolucionario Túpac Amarú (MRTA) cuyo accionar acabó con la vida de cerca de 10 mil personas; sin embargo, hoy son 632 el número de personal del Ejército, entre oficiales en actividad y tropa, que están “pagando caro” el haber participado en la pacificación del país, un proceso que permite que millones de peruanos en la actualidad gocen de la tranquilidad y paz deseada por años, pero que a ellos los ha confinado a ser perseguidos por la justicia como simples delincuentes.

EXPRESO pudo conversar con nueve soldados que vienen sufriendo prisión en el penal de Lurigancho tanto por el caso Accomarca ocurrido el 14 de agosto de 1985 en el que murieron 69 campesinos de esta comunidad, el caso Cayara, donde 25 comuneros fueron asesinados el 14 de mayo de 1988 a manos de los militares, como por los casos Valladares y Bendezú Vargas; de acuerdo a un informe presentado en el 2003 por la Comisión de la Verdad, documento que terminó finalmente por responsabilizar de los crímenes no sólo a los oficiales a cargo, sino a quienes formaban parte del personal de tropa. Muchos de estos soldados al igual que los otros procesados que se encuentran en calidad de “reos ausentes”, por esos años apenas bordeaban los 18 y 19 años, en su mayoría se encontraban haciendo el Servicio Militar Obligatorio y apenas contaban con quinto de secundaria.

Este es el caso del cabo Vicente Chupan Herrera de 42 años recluido en el penal de Lurigancho desde hace 36 meses por el caso Accomarca. Su situación es dramática, pues pese a que ha señalado no haber participado de los asesinatos debido a que se encontraba a 80 metros del hecho y apenas cumplía su labor como personal de apoyo, actualmente sigue en prisión. “Me siento traicionado por el Estado. Cuando ocurrió el hecho yo pertenecía a la patrulla tres y luego de un llamado hecho por la patrulla siete a la que pertenecía el comandante Telmo es que acudimos en su ayuda. No entiendo por qué estoy aquí, si lo único que hice fue servir a mi país. ¿Es así como me pagan? No es justo.

El comandante Telmo ha reconocido su culpabilidad y él mismo ha señalado que no tuvimos nada que ver, sin embargo estoy preso”, comentó. Al igual que Chupan Herrera quien a 36 meses de estar recluido debería salir de prisión por exceso de carcelería se encuentran en prisión Pedro Lozada Rázuri (Cayara), Saúl Gamboa Reynaldo (Cayara), Eugenio Cerna Arias (Cayara) y Francisco Marcañaupa Osorio (Accomarca), Adrián Aróstegui Morales (Valladares) y Oscar Carrea Gonzales (Bendezú Vargas). En el caso de José Toledo Regalado (Cayara), precisamente ayer salió del penal por haber cumplido exceso de carcelería.

Un hecho que preocupa a estos militares que lidiaron contra la subversión es el abandono total en el que se encuentran actualmente. Sin abogado que los defienda en algunos casos y en otros apenas un grupo de abogados colocados por el Ejército que hace grandes esfuerzos por luchar contra la injusticia que se está cometiendo con ellos. A eso deben sumar el abandono de sus familias que en su mayoría no pueden comunicarse con ellos por ser del interior del país y no contar con recursos para hacerlo; la esperanza de una libertad se les hace cada vez más lejana. “No somos delincuentes pero nadie nos quiere escuchar. Es difícil estar aqui, lidiar con aquellos que sí asesinaron, que sí cometieron un delito. La familia nos ha abandonado.

Pero nadie hace nada. Alguien acaso se acuerda cómo tuvimos que enfrentar a la subversión. Vimos cómo nuestros compañeros fueron asesinados, cómo niños de 14 y 15 años con fúsil en mano nos disparaban. Esos jueces que ahora nos juzgan no estarían aquí libres, caminando sin ningún temor, si no fuera por nosotros. Nosotros les dimos la paz de la que ahora gozan”, señaló Francisco Marcañaupa Osorio.

No hay comentarios:

Las plaquetas de la Nueva Maravilla

Las plaquetas de la Nueva Maravilla
Las plaquetas que ganó Machu Picchu