jueves, 4 de septiembre de 2008

SUBEMPLEO EN LIMA ALCANZA EL 50%. INFORMALIDAD?

COMERCIO 26 de septiembre de 2008

¿Qué cosa no es informal en el país?
Por: Juan Paredes Castro |

Al no haber llegado de visita al Congreso sino a quedarse, la informalidad proyecta desde allí su marcada tendencia general a crecer en lugar de disminuir.
Probablemente sea uno de los problemas de más honda penetración en la vida económica, política y administrativa estatal del país.

No estamos constatando, por supuesto, nada nuevo, sino advirtiendo que a la luz del crecimiento económico registrado, a la apertura de nuevos mercados internacionales y a la necesidad de posesionarnos mejor en el ránking de competitividad regional y mundial, nada resulta tan contraproducente como la presencia rampante de una informalidad que hace añicos las leyes, que corrompe trámites en los ministerios, que inunda de inequidades el mundo laboral y que penetra con desparpajo los servicios públicos de salud.

Si un parlamentario como José Anaya no solo se da el lujo de estafar al Estado, valiéndose del arca abierta de la informalidad administrativa del Congreso, sino que, además, montándose sobre la informalidad reglamentaria de la misma institución, busca obtener para sí la gracia de la impunidad, ¿a quién podemos pedirle, por Dios, una cuota de trabajo y entrega por la legalidad y la honradez en este país?
El problema, con todos sus costos políticos, económicos y sociales patéticos, recorre casi todo el tejido nacional, a tal punto que nos preguntamos, como el título de esta columna, qué cosa ya no es informal.

En otros campos, donde tampoco se perdonaría la informalidad, hay cifras de espanto. Las bebidas alcohólicas informales, por ejemplo, representan el 32% (más de la cuarta parte) del mercado total del rubro. No hay sistema regulador ni impositivo que por ahora impida los efectos profundamente dañinos de esta comercialización en las poblaciones principalmente rurales y urbanas de bajos ingresos.
Ni hablar del transporte interprovincial y urbano público y sus índices de muerte y criminalidad.

Ya sabemos que la informalidad y el contrabando constituyen los engendros típicos de un Estado que no ha sufrido mayores cambios y cuyos proyectos de reforma, desde dentro y desde fuera, han acumulado más horas-hombre de estudio y análisis que horas-hombre dedicadas a enfrentarlos con voluntad política y decisión gubernamental y parlamentaria.

Lo sorprendente es que no vemos la punta del hilo de donde jalar la madeja de la serie de reformas de segunda generación que hemos dejado atrás, mientras países como Chile y Brasil ya marchan, con ciertas dificultades por cierto, hacia aquellas otras de tercera generación.
¿Cómo pretender alcanzarlos entonces?
Empezar a construir el reino de la formalidad podría ser una buena meta de este gobierno, de aquí al 2011.
________________________

LA REPUBLICA SETIEMBRE 23, 2008

Subempleo en Lima alcanza el 50%

Analistas refieren que el dinamismo económico no se refleja en mejoras porque impacto no es directo ni inmediato.

Janina Cárdenas.

Explotación. En muchos centros de labores las actividades son extenuantes y con salarios mínimos.

A pesar del crecimiento de la economía peruana, cuyo dinamismo se ha registrado de manera continua desde hace siete años, la calidad del empleo aún continúa estancada en el subempleo, el cual representó al 50% de la población ubicada en Lima Metropolitana durante el trimestre junio-julio- agosto del presente.

Así lo refieren las cifras oficiales recogidas por el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) a través de la Encuesta Nacional de Empleo (EPE), en un contexto en el que la producción nacional anualizada aumentó 9.77% a junio.

MAYOR SUBEMPLEO

El INEI detalló que la Población Económicamente Activa (PEA) subempleada durante el periodo de análisis ascendió a dos millones 211 mil 500 trabajadores.

Mientras que aquellos que fueron registrados en un empleo adecuado ascendieron a un millón 864 mil 500 trabajadores.

NO ES LO MISMO

Para el economista de la Universidad de Lima Javier Zúñiga, el tema de calidad del empleo dista del subempleo debido a que este último ha permitido, de la mano con la informalidad, salvar al Perú de la crisis económica.

"Debido a que los empresarios se llevan los márgenes de ganancia al bolsillo, no existe el conoci-
do chorreo", señaló el experto.

Del total de la PEA subempleada, 681 mil 600 personas trabajaron menos de 35 horas a la semana, a pesar de que tenían la disponibilidad y el deseo de trabajar más horas. No encontraron dónde.

En tanto, un millón 529 mil 900 personas estuvieron subempleados por ingresos, esto quiere decir que a pesar de trabajar más horas a la semana sus ingresos fueron inferiores al valor de la canasta mínima de consumo familiar.

REDUCCIÓN NO SE SIENTE

No obstante, al comparar la fotografía registrada entre junio y agosto del presente año con relación a su similar del 2007, los resultados totales revelan ciertas mejoras, puesto que el total de subempleados se redujo en 89 mil 200, es decir, 2.5 puntos porcentuales menos

Pero, ¿por qué la reducción del subempleo no se ha registrado en similares magnitudes al crecimiento económico? Alejandro Indacochea, economista del Centro de Negocios (Centrum) de la PUCP, sostuvo que ello se debe a que el impacto económico se ha reflejado en la mano de obra capacitada, es decir, aquella que genera una mayor productividad.

"El impacto del crecimiento económico no es directo ni inmediato, y dependerá de los sectores productivos que demanden mayor mano de obra, como comercio y servicios", manifestó.

CLAVES

Empresa. Durante el trimestre de abril a junio del presente respecto al registrado en 2007, el ingreso promedio mensual aumentó en las empresas de 51 a más trabajadores en S/. 193,3; en las empresas de 1 a 10 trabajadores en S/. 60,4; y en las empresas de 11 a 50 trabajadores S/. 88,1.

PEA. El ingreso promedio mensual de la PEA ocupada en actividades dependientes aumentó en S/. 149,6 y en actividades independientes en S/. 53.

Crecen salarios en 13%

De acuerdo al nivel de educación de los trabajadores, el ingreso promedio mensual se incrementó en 13.3% entre junio y agosto del presente con respecto a similar periodo del año anterior.

Entre los que tienen educación primaria o menor nivel educativo, el incremento fue de S/. 82,6. Mientras que el ingreso de la PEA ocupada con educación secundaria aumentó a S/. 74,1. Para aquellos con instrucción superior no universitaria y universitaria, el ascenso fue de S/. 92.1 y S/.126.7, respectivamente.

No hay comentarios:

Las plaquetas de la Nueva Maravilla

Las plaquetas de la Nueva Maravilla
Las plaquetas que ganó Machu Picchu