domingo, 8 de junio de 2008

INDIANA JONES, TURISTA DESPISTADO

El Comercio Día_1 06 10 08

TURISMO:: LOS VECINOS NOS VISITAN
Prom-Perú analiza turismo de frontera
ENTE PROMOTOR DESTACA QUE OPERADORES DEBERÍAN BUSCAR DESARROLLO TURÍSTICO DEL SUR DEL PAÍS

Para Prom-Perú, deberíamos mirar a los chilenos con más interés que prejuicio. El estudio "Perfil potencial del turista de frontera-Chile", revela que el 25% del turismo receptivo del país entra a través del puesto de control migratorio de Santa Rosa (Tacna). Según este análisis, el 80% de esos turistas reside en Chile: el 60% de ellos vive en Iquique, Antofagasta y Arica. "Es la primera vez que analizamos este segmento del mercado. Estamos seguros de que este esfuerzo será fundamental para los operadores turísticos, las autoridades regionales y los empresarios que apuestan por el desarrollo turístico de la zona sur del país", señaló Mara Seminario, directora de Promoción del Turismo de Prom-Perú.

El estudio, hecho por Datum en febrero de este año a través de focus group a 600 personas en Iquique, Arica y Antofagasta, señala que el Perú representa la oferta turística más atractiva para los chilenos de frontera (49% nos prefieren), por encima de Bolivia (11%) y Argentina (34%), por su economía estable, el cambio monetario favorable y la cercanía. Incluso el 59% prefiere venir al Perú antes que conocer el interior de su país.

Entre los aspectos positivos del Perú, los entrevistados señalan que destacamos por nuestra arqueología, economía y gastronomía. En el lado negativo, resaltan la inseguridad, el desorden urbano y la deficiencia del orden público. Dentro de los departamentos de frontera más visitados del país figuran Tacna (77%), Arequipa (16%), Moquegua (5%) y Puno (2%). El 48% de los que llegaron a Tacna consideran la ciudad como económica (barata).

Prom-Perú concluye que existe una demanda potencial de 61.000 personas, un 50% está interesado en viajar a Arequipa (por sus atractivos turísticos) y un 38% a Tacna (porque es barato). El 14% de esta demanda posee un ingreso familiar mensual menor a US$1.700. Cabe señalar que dentro de los dos millones de turistas proyectados para fines de 2008, la demanda adicional de la frontera norte de Chile representa un 3%.
___________________________

boletin-turistico.com JUNIO 5, 2008

EL BLOG DE LUIS MESALLES - LLEIDA
INDIANA JONES TURISTA DESPISTADO

El título de esta nota debería más bien ser, Indiana Jones, turista desaprovechado.

Apoyando lo que comenta el amigo Luchin, tambien he visto la ultima pelicula de Indiana Jones. Una pelicula trepidante y divertida que confirma que los seniors todavia estamos dispuestos a vivir aventuras increibles. Pero el motivo de este escrito es desde el punto de vista turistico. Que desperdicio de pelicula!El famoso profesor de arqueologia y aventurero, en su ultima pelicula, hace un recorrido relámpago en busca de una pieza de cristal que luego resulta que se coloca en un punto donde es el detonante de algunos acontecimientos asombrosos. El tono liviano y humoristico general de toda la pelicula no obvia que sean evidentes algunos errores de bulto. El mapa que se presenta pareciera indicar que Ica, en el Perú, donde se supone que transcurre la parte principal de la acción, está más al sur de Cusco.

En realidad Ica está en la costa, al sur de Lima, y para llegar a Cusco hay que transitar unos cientos de kilometros más al sur.Otro defecto imperdonable, es que en ninguna parte de la pelicula se oye la preciosa música andina, más bien se incluyen rancheras mexicanas lejos de su patria. En resumen, si la pelicula podía haber tenido algun valor educativo, informando del Perú y sus grandes tesoros arqueológicos y culturales, por el contrario la pelicula da algunas informaciones desorientadoras para el poco conocedor de la realidad. No se sabe muy bien si los paisajes pertenecen al Perú, a Argentina, a Hawaii, a Mexico, o a alguna de las grandes selvas en cualquier parte del mundo.Hace algunos años, a raiz del contacto del ejercito americano (USA) con Italia, se iniciaron muchas peliculas italianas que presentaron al mundo, y especialmente a los americanos, los principales atractivos turisticos, culturales y musicales de Italia.

Esto fué el origen de un interés internacional por visitar Italia, un interes que aun persiste hoy en día. Las recientes peliculas de gangsters tambien han contribuido a potenciar el interés por conocer en la realidad las costumbres que se presentaban.En esta ocasión, ni los productores de la pelicula han intentado aprovechar los atractivos peruanos para reforzar el tema, ni pareciera que el Perú se haya interesado por aprovechar el enorme potencial de una campaña mundial de tanta difusión. Especialmente encontré a faltar la música, algún actor peruano conocido, algunas vistas que hubieran ayudado a localizar el sitio, amén del mencionado error en el mapa.Los productores no hicieron sus deberes correctamente,tampoco losresponsables de la promoción turística del Perú.
_______________
LA PRIMERA 06 de Junio de 2008

CESAR HILDEBRANDT Periodista
Indiana Jones

El canciller del Perú, don Joselo García Belaunde, recomendó ­ayer a los peruanos que no vean “Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal”, esa película que pinta a Pancho Villa hablando quechua y sobrevuela las lí­neas de Nazca con un fondo de ranchera. ¿Es que acaso la aldea global, la wikipedia y la Babel de los moles que venden lo mismo en Karachi o en Budapest no invitan a ese cambalache ignorantón tan bien expresado por Steven Spielberg? Pancho Villa hablando quechua es como Sánchez de Losada nacionalizando el agua de La Paz mediante un discurso en inglés. O la uña de gato patentada en La Florida.

O el puerto del Callao chilenizado y con flota mercante también de Chile rondando por sus ­atracaderos.Lo que quiero decir es que las barbaridades de Spielberg nos devuelven a la idea de que las identidades nacionales pasaron de moda y que ahora lo que importa es vender y que te compren en el gran mercado persa de los telecés y de las bolsas.¿Será cierto eso de que el cosmopolitismo fenicio borrará el ADN de los pueblos? Un internacionalismo de genealogía altruista –por lo menos en el discurso– fue el que ensayó el comunismo, fingiendo, con sus blindados a la cabeza, que Berlín estaba al lado de Siberia, que Praga era del Cáucaso y que Kabul era una provincia de Chechenia. Ya sabemos cómo terminó esa aventura de los Indiana Jones con pinta de cosaco y aires de “padrecito ­Stalin”: desmantelando a toda prisa las armas nucleares que fueron del frío a las palmeras cubanas y, más tarde, desmontando la mismísima maquinaria imperial “socialista”.

Terminado el socialismo que andaba sobre orugas en la broma del castrismo hereditario y en el quinceañero del sandinismo que pacta con Arnoldo Alemán –vamos, es hora de una gran carcajada–, hoy la otra mafia, la del capitalismo manchesteriano, nos propone el último y definitivo borrón de fronteras. ¿En nombre de qué? Del libre mercado y de la democracia liberal. Yo firmaría ese contrato si creyese que el libre mercado existe y que la democracia liberal se vive en Wa­shington o en Roma. Pero todos sabemos que el mercado es libre y amplio para los poderosos y abreviado y tramposo para los países que salieron como comparsa en el casting de Spielberg. Y que la democracia es peor engaño todavía si consideramos que las corporaciones la han sodomizado y que es imposible concebir una democracia viva con medios de comunicación controlados por el dinero y con votantes embrutecidos por la desinformación.

Tanto en Washington como en Roma la derecha más neander­thal intenta que no nos movamos y que todos miremos el pajarito para la foto del siglo. Tanto en Lima como en Ciudad de México, una variante de la resignación intenta decirnos que la hora de la pangea económica ha llegado y que con las recetas universales del Banco Mundial el futuro será otro.La verdad es que es muy difícil ser optimista en relación al futuro global. Es más, hay quienes piensan –me incluyo– que el futuro no tiene nada de global y que, tras el fracaso de las recetas únicas, volveremos con más rabia que nunca al mundo de las singularidades nacionales, a las uniones de pueblos más que de países y al fundamento de que el planeta es una suma de diferencias y no una fórmula algebraica que licúa fronteras y pasados colectivos. También hay quienes piensan –y me vuelvo a incluir– que ese mundo será mejor si le añadimos la tarea inmensa de construir una democracia de ciudadanos y no de peleles y un comercio mundial basado en el medio ambiente y en la equidad.

Por ese mundo lo más alejado posible del herpes corporativo, sí que vale la pena luchar. Derrotado el socialismo farsante del comunismo, destinado al fracaso el “ideal” de Washington de imponer su Roma de Calígula como receta fried chi­cken, lo que queda por hacer es descomunalmente necesario y será hechura de pueblos liberados. Que en el camino los estalinistas se sientan nostálgicos recordando sus tanques y sus muros y callando la tragedia de Cuba, eso es un incidente menor. Menor y tragicómico.


_________________
TROME 06 de Junio de 2008

CANCILLER MOLESTO CON INDIANA

El canciller José Antonio García Belaunde recomendó a los peruanos no ver la última película de Indiana Jones, por los errores en que incurre sobre la cultura de nuestro país. “No hay que verla”, expresó con ironía, al señalar que las inexactitudes de la película “Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal” se deben a que los productores 2no invirtieron un poco en investigar bien”. (TPL)
____________________
LA REPUBLICA 06 de Junio de 2008

Aquicito nomás. El síndrome Indiana Jones
Roberto Ochoa B.

Ahora que se vienen las celebraciones por el centenario de Machu Picchu (para el 2011) resulta que tenemos un nuevo "descubridor" que vino, vio y saqueó la ciudadela inca cuarenta años antes que Hiram Bingham.

Según las investigaciones de Paolo Greer -difundidas por el diario español ABC de España- se trata del empresario maderero alemán Augusto Berns, quién habría huaqueado Machu Picchu entre los años 1867 y 1870 (44 años antes de Bin-gham) previa conformación de la empresa "Compañía Explotadora de las Huacas del Inca". Para variar, el saqueo se habría producido con la complicidad de las más altas autoridades peruanas de la época, incluyendo al Presidente de la República y el director de la Biblioteca Nacional.

La novedad de esta información radica en el saqueo y posterior exportación de las piezas que Berns habría extraído en Machu Picchu, pero falta conocer las pruebas documentales anunciadas por Paolo Greer.

El resto ya era conocido y fue sustentado por la historiadora Mariana Mould de Pease en el Congreso de Americanistas celebrado en Santiago de Chile hace apenas dos años.
Pero Mariana Mould le otorgó la importancia debida. Sustentó su ponencia con un mapa elaborado en 1874 por otro alemán, Herman Gohring (socio de Augusto Berns) en el que se puede leer e identificar la ubicación de Machu Picchu y Huayna Picchu, como simples toponimias sin especificar la existencia de restos arqueológicos. Y en el libro sobre Machu Picchu publicado en el 2003, Mould de Pease también reveló la existencia del contrato suscrito por Berns con el gobierno peruano en 1887.
De comprobarse el saqueo de Machu Picchu, Hiram Bingham quedaría casi como el héroe civilizador que rescató lo poco que dejó el huaquero alemán. Algo así como el Indiana Jones y con final feliz.

En todo caso, falta saber si Paolo Greer será el descubridor del verdadero "descubridor" de Machu Picchu. O si se trata de un refrito para mejorar el recuerdo de Hiram Bingham.
______________________
CORREO 12 de Junio de 2008

PATENTE DE CORSO

El reino de los cerebros de cristal

“No hay que verla”, le dice el Canciller a los peruanos. Nos exhorta a sabotear el último filme de Indiana Jones. ¿Por qué? Porque le han chocado los estereotipos culturales, las ligerezas históricas, la incorrección geográfica, o qué sé yo. Y a la película de Spielberg le ha agarrado una fobia como la que tiene el arqueólogo del látigo hacia las serpientes. Es como si nadie le hubiera explicado al pobre quién es el Dr. Henry Jones Jr., y que la peli no pretende ser un documental preñado de gravedad. Recién se da cuenta, verbigracia, que, para los gringos todo aquello que se mueve hacia el sur de sus fronteras, es como México. Y que para ellos, entre incas y mayas se cantan rancheras. ¿O acaso olvidó que, durante la campaña electoral, cuando le preguntaron por los talibanes a Bush (el más gringo de todos), éste respondió que se trataba de un grupo de rock?

Ahora, si mencionamos las aspaventosas impresiones de algunos críticos de cine, qué quieren que les diga, reaccionaron con agonías ontológicas, como numerarios de la Obra luego de espectar El Código Da Vinci. Para éstos, ver a unos cholos en Nasca moviéndose como Jackie Chan fue como ver al opus Silas con un arma de fuego. Incluso hubo quienes sugirieron demandar a la productora de Lucas y Spielberg. Tampoco exageremos, ¿no? Cuando se enteren de que para Tintín, el belga, el puerto del Callao está sobrepoblado de campesinos con poncho y chullo, y auquénidos de ojos saltones, les va a dar un chucaque. O cuando lean a Julio Verne y descubran que en Martín Paz uno puede transitar, a pie, desde Lima hasta la Selva, atravesando la cordillera, en un tiempo promedio de veinticuatro horas, van a querer enjuiciarlo por violar nuestra geografía. Para eso, antes habría que demandar a dios por escribir en la Biblia paparruchadas que no se ajustan a la Historia.

Vamos, muchachos, lo peor que se puede decir de la película es que Indy está casi tan viejo como John McCain. Eso sí, si de súbito les sorprende una explosión nuclear, no se les ocurra esconderse en una refrigeradora. No sobrevivirían ni por joder. Como las ruinas mayas en la selva amazónica, es una licencia. Es ficción. Es mentira. Ah, una cosa más, y lamento ser aguafiestas. Chimoc no existe. Los perros calatos no hablan.
________________________
LA PRIMERA 31 de Julio de 2008

Al igual que “Indiana Jones”, película animada afirma que Machu Picchu está ubicado en México.
Nuevo error en film de Disney

Nuevamente la industria de cine norteamericana comete un error geográfico-histórico en sus producciones, se trata del thriller de la nueva película animada de Disney, “Beverly Hills Chihuahua”, donde se afirma que Machu Picchu está ubicado en México. El filme aún no se ha estrenado pero ya ha causado la protesta de cientos de peruanos, que en diversos blogs rechazan por la “metida de pata” de los productores gringos.

Este nuevo error de la industria hollywoodense ocurre a pocos meses del pifiado estreno de la película Indiana Jones, donde aseguraban que Pancho Villa vivió en Perú. En esta ocasión la producción del chihuahua no es la excepción y comete el mismo desliz.

El thriller de la película "Beverly Hills Chihuahua" cuenta la historia de un chihuahua, raza originaria de México, donde en las primeras imágenes del thrailler aparece primero Machu Picchu que está ubicado en el Perú, mientras que el narrador dice “desciende de una raza de guerreros aztecas…". Luego aparecen las ruinas de Teotihuacán y Chichen Itza, dando a entender que nuestra ciudadela inca y la azteca pertenecen a la misma cultura.

Con este nuevo horror se confirma el escaso conocimiento geográfico de la gran mayoría de estadounidenses sobre nuestra cultura. Si gastan millones de dólares en invertir en mega producciones, sería bueno que inviertan una parte de su presupuesto en comprarse un Atlas de geografía.

A los mexicanos tampoco les causó gracia que haya un filme sobre un perro chihuahua, porque ahora dicho animal es el preferido por la sociedad norteamericana, desde que Paris Hilton tiene como mascota a uno de esos ejemplares.

No hay comentarios:

Las plaquetas de la Nueva Maravilla

Las plaquetas de la Nueva Maravilla
Las plaquetas que ganó Machu Picchu